•   Nueva York , Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El 5 de septiembre está previsto el inicio del juicio en Nueva York por narcotráfico del mexicano Joaquín "El Chapo" Guzmán con el proceso de selección del jurado, que será anónimo por decisión del juez que preside el caso.

Elegir a los 16 miembros del jurado de entre centenares de posibles candidatos será un proceso que puede tomar más de una semana, según explicó el abogado que defiende a Guzmán, Eduardo Balarezo, al final de una audiencia celebrada hoy.

El magistrado que lleva la causa, Brian Cogan, decidió el pasado 5 de febrero que se mantenga en secreto la identidad de los miembros del jurado por razones de seguridad, pero la defensa del Chapo ha pedido que el juez reconsidere esa decisión.

Según la defensa, se espera que el juicio dure unos cuatro meses y que concluya en Navidad.

Guzmán, extraditado a EE.UU. el 19 de enero de 2017, se enfrenta a 17 cargos relacionados con narcotráfico, entre ellos ser el líder del Cártel de Sinaloa.

El acusado estuvo presente hoy en la audiencia que tuvo lugar en un tribunal del Distrito Este de Nueva York, donde se fijó el 23 de marzo como la fecha para la entrega del cuestionario para la selección del jurado.

También se eligió el 9 de abril como fecha límite para la entrega de todas las mociones de la Fiscalía y la defensa.

El Chapo llegó al tribunal en medio de una gran expectación de los periodistas, que abarrotaron la sala penal, y con fuertes medidas de seguridad que obligaron a cortar la calle y reforzar la presencia policial.

Al mexicano, que llegó ataviado con el uniforme azul oscuro de prisión, se le vio desmejorado y pálido, y durante toda la audiencia estuvo más centrado en mirar a su esposa y a sus hijas gemelas de seis años, sentadas en la primera fila, que en escuchar el proceso.

Esta audiencia tuvo la peculiaridad de que el acusado quiso dirigirse al juez pero la Fiscalía se opuso porque no tenía conocimiento previo de lo que diría y les preocupara que intentara hacer llegar un mensaje oculto a sus familiares.

Sin embargo, se escuchó la voz de Guzmán cuando decía a su abogado que tenía problemas con el aire en la prisión. "Estoy enfermo porque tengo una situación...", señaló el narcotraficante mexicano.

Guzmán está confinado en solitario 23 horas al día y sólo una hora fuera de la celda para hacer ejercicios. Tampoco se le permite el contacto físico con su abogado, lo que su defensa ha denunciado que entorpece la preparación de su caso para juicio.

Según declaró a los periodistas Balarezo tras la audiencia, su cliente quería denunciar que está enfermo por las condiciones de su encarcelamiento, así como enviar un mensaje a su familia sobre el pago de los honorarios a su defensa.

Un artículo de prensa publicado hace unos días por El Universal de México asegura que la familia de Guzmán no pagaría a su defensa porque presuntamente el juicio "es imposible de ganar".

Su abogado aseguró a la prensa que el aire en la prisión está muy frío o muy caliente, que su cliente no puede dormir y no puede ayudar en su defensa por esas condiciones.

"Las condiciones que tiene le están afectando mucho", aseguró, y explicó que su cliente vomita casi todos los días y tiene dolor de cabeza.

También indicó que a su cliente no le permiten, como a otros detenidos, comprar alimentos en la tienda de la prisión y cocinar su propia comida.

Sobre el pago de sus honorarios, el letrado dijo que sólo ha recibido un pago parcial, de un total de tres que había acordado con el acusado, pero rehusó precisar de dónde provino el dinero. No obstante, aseguró que seguirá siendo el abogado de Guzmán.

Igualmente, pidió que se pusiera fin al envío de documentos por parte de la Fiscalía, que hasta hace dos días le había entregado unas 300.000 páginas, así como grabaciones.

Balarezo también presentó esta semana un documento al juez reclamando que la Fiscalía le informe si pretende traer al juicio argumentos de otros supuestos delitos cometidos por su cliente de los que no está acusado, y por los que no se le juzga en este proceso en Nueva York.

Aseguró que su cliente quiere ir a juicio y que no busca llegar un acuerdo con la Fiscalía para reducir su sentencia.

La próxima audiencia para el caso está prevista para el 17 de abril.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus