•   Caracas, Venezuela  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El poder electoral dijo este viernes que definirá la fecha para unas elecciones parlamentarias anticipadas en Venezuela, al descartar que se realicen junto con las presidenciales del 22 de abril como propuso el gobierno de Nicolás Maduro.

"El cronograma del 22 de abril está sumamente adelantado (...). El Consejo Nacional Electoral (CNE) va a evaluar para una siguiente fecha las elecciones parlamentarias, de consejos legislativos regionales y concejos municipales", dijo la presidenta del organismo, Tibisay Lucena.

Maduro propuso el pasado miércoles adelantar las legislativas para el 22 de abril, cuando tendrán lugar las presidenciales que convocaron de forma anticipada el CNE y la oficialista Asamblea Constituyente, de plenos poderes.

El Parlamento está bajo control opositor desde enero de 2016, y su renovación, según la ley, debe producirse en 2020, pero según analistas el chavismo busca sacar provecho de las divisiones en la oposición para perpetuar a Maduro y recuperar el control de la cámara.

Durante una rueda de prensa junto con la presidenta de la Constituyente, Delcy Rodríguez, Lucena enfatizó que el CNE no considera otra fecha para las presidenciales, que normalmente se hacen en diciembre.

"Vamos a un evento presidencial único el 22 de abril", complementó Rodríguez.

En una reunión antes de la declaración, la asambleísta entregó formalmente a Lucena la propuesta de adelanto de elecciones parlamentarias y de diputados regionales y concejales municipales.

Rodríguez confirmó que la próxima semana la Constituyente debatirá posibles fechas para esos comicios.

"Vamos a ubicar, a definir y determinar la mejor fecha para que estos eventos electorales, que fueron posteriormente propuestos tanto por el jefe de Estado, como por el jefe político de la Constituyente (Diosdado Cabello), se lleven a cabo", sostuvo.

El Legislativo calificó de "intento de golpe de Estado" la propuesta de Maduro de adelantar las parlamentarias.

La opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) anunció el miércoles que no inscribirá candidatos para las presidenciales, por considerar que no existen garantías de transparencia. Sin embargo, dejó la puerta abierta a su participación si mejoran las condiciones.

De momento Maduro, que busca su reelección hasta 2025, no tiene un contendor de peso. Solo el pastor evangélico Javier Bertucci -sin trayectoria política- ha confirmado que inscribirá su candidatura.