•   Venezuela  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Un grupo de once senadores de Estados Unidos presentó ayer una resolución contra “las acciones represivas y antidemocráticas del gobierno venezolano” en la que también llaman a la celebración de unas “elecciones libres y justas” en el país caribeño.    

La resolución establece además que cualquier próxima elección que no cumpla con las normas internacionales establecidas se considerará ilegítima, y condena el “cruel” uso del racionamiento de alimentos del Gobierno para influir en los comicios “durante un período de grave escasez de alimentos y hambre generalizada”.   

El texto contempla que el Senado pida “al gobierno venezolano que posponga las elecciones presidenciales, legislativas y municipales programadas para el 22 de abril” hasta que se cumplan una serie de condiciones mínimas.    

Entre ellas, que los observadores electorales internacionales y locales de organizaciones confiables “puedan observar el proceso electoral, incluyendo el período preelectoral, y determinar un proceso legítimo”.    

Asimismo, solicitan que “el Consejo Nacional Electoral esté dirigido y atendido por miembros no partidistas que tengan la confianza de todas las partes en disputa” y que “los partidos de oposición y los candidatos sean libres de competir pacíficamente en las elecciones sin amenaza de arresto, hostigamiento o represalia”. 

Maduro inscribe candidatura

El presidente venezolano, Nicolás Maduro, inscribió ayer su candidatura a la reelección para los comicios anticipados del 22 de abril, boicoteados por la oposición y rechazados por un sector de la comunidad internacional.

De camisa roja, Maduro acudió a la tumba del líder socialista Hugo Chávez (1999-2013) y luego, con su círculo íntimo, fue al Consejo Nacional Electoral (CNE) a entregar los recaudos de su postulación, a bordo de un jeep rojo conducido por el poderoso Diosdado Cabello.

“Estoy de pie más listo que nunca para las batallas que están por venir. Estoy aquí porque soy un presidente pueblo”, dijo Maduro, quien bailó reguetón con su esposa Cilia Flores en una tarima, ante miles de seguidores.