•   La Paz, Bolivia  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El presidente boliviano Evo Morales reiteró este jueves su deseo de abrir un diálogo con Chile para evitar que otros temas bilaterales sin resolver desemboquen en la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de La Haya.

"Yo quiero retomar un diálogo sincero, abierto, sobre los temas pendientes que tienen Bolivia y Chile", afirmó el gobernante, luego de que esta semana concluyeran las dos rondas de alegatos orales en la CIJ, sobre el reclamo boliviano por una salida al océano Pacífico.

 Lea: Chile dice ante la CIJ que no hay muro con Bolivia y niega tener que negociar su acceso al mar

El fallo, que se espera dentro de unos meses, no dirimirá el fondo de la cuestión sino únicamente el pedido de Bolivia de saber si Chile está obligado o no a negociar esa salida al Océano Pacífico.

Morales arguyó que hay "tantos temas" en la agenda bilateral que "no quisiera que estos temas acaben otra vez en La Haya", donde además del reclamo para obligar a Chile a negociar una salida al mar, hay otro de Santiago por las aguas fronterizas del río Silala.

 De interés: Evo Morales vuelve a La Haya para respaldar la demanda marítima ante Chile

Chile considera que el Silala es un río internacional, mientras que Bolivia asegura que es de su propiedad y que fue canalizado artificialmente.

Desde 1978, los dos países mantienen relaciones a nivel de cónsules, tras un frustrado intento de negociar un canje territorial, por una salida al mar.

 Además: Bolivia sigue con vigilias el inicio de los alegatos orales en La Haya

La Guerra del Pacífico de 1879-1883 hizo perder a Bolivia 120,000 km2 de territorio y sus únicos 400 km de costa en el Pacífico en favor de Chile. En 2013 el gobierno boliviano llevó a Chile ante la CIJ.