•   Ciudad de Panamá, Panamá  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Un juzgado de Panamá ordenó a cuatro ciudadanos reforestar parte de un bosque aledaño a la capital donde fueron descubiertos traficando madera de cocobolo, una especie protegida muy apreciada en los mercados de Europa, Asia y Estados Unidos, informó hoy la Fiscalía.

Las cuatro personas, que no son identificadas, fueron descubiertas en julio de 2017 saliendo del Parque Nacional Soberanía, en la ribera este del Canal de Panamá, "trasegando madera cocobolo, (Dalbergia retusa), especie que por su gran belleza y alto valor se encuentra en peligro de extinción", explicó un comunicado oficial.

 EEUU pide a Perú verificar aplicación de normas contra tala ilegal

Se trataba de 57 cuadros de la madera que fueron taladas en esa zona, con lo que incurrieron en el delito contra el ambiente y ordenamiento territorial, lo que todos los imputados admitieron ante el juez de Garantías y además pidieron disculpas.

 

Así, el juzgado avaló la suspensión del proceso e hizo hincapié en las repercusiones que causó el delito impuesto, por lo que les ordenó "reforestar" parte de la zona depredada.

 Ejército de Nicaragua incauta 70 mil pies de madera preciosa en Rosita

"El trabajo voluntario no retribuido a favor del Estado, será ejecutado dentro del Ministerio de Ambiente, en el que deberán laborar (los imputados) cuatro horas a la semana", indicó la Fiscalía, que no precisó la extensión de la zona donde se plantarán los árboles.

El Ministerio Público destacó que el Parque Soberanía está ubicado a 25 kilómetros de la Ciudad de Panamá y es el hábitat de más de 500 aves y 1.300 especies de plantas.

Fue declarada zona protegida en 1980 mediante un decreto ejecutivo.