•   Brasilia, Brasil  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El Gobierno brasileño manifestó hoy su "gran preocupación por la escalada del conflicto militar en Siria" y las denuncias de que el régimen de Damasco utilizó armas químicas, luego del bombardeo lanzado contra ese país por EE.UU. Francia y el Reino Unido.

En un comunicado difundido por la Cancillería, Brasil también reafirmó "el imperativo de que sean realizadas investigaciones amplias e imparciales" sobre lo ocurrido en Duma, que la semana pasada fue objeto de un ataque que dejó decenas de civiles muertos y en el que el Gobierno sirio habría usado armas prohibidas.

 Moscú respeta los acuerdos sobre armas químicas, según la OPAQ

"La superación del conflicto en Siria requiere del pleno respeto a la Carta de las Naciones Unidas y al derecho internacional, que prohíbe las armas químicas, y un diálogo efectivo", dice la nota.

Sin hacer mención al ataque de Estados Unidos, Francia y el Reino Unido, el comunicado dice que "Brasil reitera el entendimiento de que el fin del conflicto sólo podrá ser alcanzado por la vía política, por medio de tratativas bajo el amparo de las Naciones Unidas y con base en las resoluciones del Consejo de Seguridad".

 EEUU está listo para bombardear de nuevo Siria si hay más ataques químicos

El presidente brasileño, Michel Temer, quien asiste en Lima a la Cumbre de las Américas, se manifestó en ese mismo sentido durante el discurso que pronunció hoy ante los mandatarios reunidos en la capital peruana.

El gobernante brasileño instó a "encontrar soluciones duraderas para evitar una guerra que se extienda con un costo humano elevado" y remarcó que "el uso de armas químicas es inaceptable".