•   Sao Paulo, Brasil  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Un brasileño se encuentra hospitalizado en estado grave después de sufrir un ataque de tiburón en una playa de Recife, capital del estado brasileño de Pernambuco (nordeste), informaron hoy fuentes médicas a medios locales.

Pablo Diego Inácio de Melo, de 34 años, se encontraba cerca de la orilla cuando fue atacado por un escualo la tarde del domingo en la playa de la Piedade, en la región metropolitana de Recife.

El tiburón le mordió una pierna, la cual tuvo que ser amputada por los médicos, y su estado de salud es grave, con "riesgo de muerte", según dijeron médicos del Hospital da Restauraçao, donde se encuentra ingresado.

La presencia de tiburones es común en la playas de Pernambuco, donde se han registrado un total de 64 ataques de escualos desde 1992, la mayoría de ellos en Recife.

En esos 64 incidentes, 24 personas fallecieron, la última de ellas en 2013, cuando una joven de 18 años murió como consecuencia de las graves heridas que le causó el tiburón.