•  |
  •  |
  • EFE

Delegados de los gobiernos de Venezuela y Panamá mantuvieron una reunión secreta para intentar resolver su crisis diplomática, pero las gestiones fracasaron, reveló este miércoles el presidente venezolano, Nicolás Maduro.

"Hubo una reunión secreta en una isla del Caribe. El presidente de Panamá mandó una delegación y yo mandé otra y no lograron la solución", dijo Maduro en una transmisión por Facebook Live.

Gran derrame de petróleo causado por barco de bandera panameña

El mandatario culpó al jefe de la delegación panameña, cuyo nombre no reveló, asegurando que "llegó a insultar y mancillar" a la representación venezolana y "no quiso solucionar".

Maduro se declaró dispuesto a reunirse con su homólogo panameño, Juan Carlos Varela, para resolver el conflicto que provocó el retiro de embajadores el pasado 5 de abril.

Juan Carlos Varela, presidente de Panamá

"Presidente de Panamá, tome cartas en el asunto, estoy listo. Si es necesario que nos reunamos los dos, vamos a reunirnos", afirmó el gobernante socialista, quien manifestó tener la "solución para pasar la página".

Varela promete convertir en leyes los compromisos de la VIII Cumbre Américas

Las relaciones entre ambos países se resquebrajaron luego de que en marzo Panamá publicara una lista de "alto riesgo" por blanqueo de capitales en la que aparecen Maduro y otros funcionarios venezolanos, así como sociedades.

En represalia, Caracas suspendió por tres meses las relaciones económicas con un centenar de empresas panameñas, entre ellas cuales la aerolínea Copa y algunas relacionadas con Varela y su familia.

Copa era la principal conexión de los venezolanos con América Latina, en medio de una fuga masiva de líneas aéreas por la crisis económica del país petrolero.

Comienza selección de cafés panameños que competirán en cata internacional

El enfrentamiento no paró ahí, pues el gobierno de Varela suspendió por tres meses las operaciones de las aerolíneas venezolanas en territorio panameño.

Panamá fue uno de los 14 países del Grupo de Lima que, junto con Estados Unidos, advirtieron a Maduro que las elecciones presidenciales del 20 de mayo carecerán de legitimidad si excluyen a la oposición, en un acuerdo emitido el pasado sábado durante la Cumbre de las Américas.

Debido a ello, Caracas entregó el martes notas de protesta a esos países.

Maduro aspira a un segundo período de seis años en los comicios a los que los principales partidos opositores decidieron no postular candidatos por "falta de garantías".