•   París, Francia  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Francia mostró hoy su "firme desaprobación" por las palabras del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, que utilizó el ejemplo de los ataques yihadistas de París en noviembre de 2015 para defender su posición en favor de la libertad de llevar armas, y reclamó el respeto de la memoria de las víctimas.

El Ministerio de Exteriores también defendió la normativa que en Francia restringe la detención de armas de fuego porque su libre circulación "no constituye una muralla contra los ataques terroristas, sino que por el contrario puede facilitar la planificación de este tipo de ataque".

Decenas de miles de personas en una marcha festiva en París contra Macron

También insistió en que cada país define sus propias reglas al respecto y en que Francia "está orgullosa de ser un país en el que la compra y la detención de armas de fuego están estrictamente reglamentadas".

El Ministerio de Exteriores francés recordó que los atentados del 13 de noviembre de 2015, en los que murieron 130 personas y varios cientos resultaron heridas, se planificaron en el extranjero y que en ellos se utilizaron "armas de guerra".

Trump había justificado ayer la facilidad con las que se pueden obtener armas en Estados Unidos ante la convención anual de la Asociación Nacional del Rifle (NRA, por su sigla en inglés), en nombre de "un derecho de libertad".

Neymar regresa al campo de entrenamiento del París SG

También dijo que Francia es uno de los países con la legislación más restrictiva para llevar armas, se refirió a la matanza en la sala de música Bataclan de París la noche del 13 de noviembre de 2015 y señaló que "si alguien en esa sala hubiera tenido un arma (...) hubiera sido otra historia".

Más adelante, lamentó que "nadie" lleve armas en París y afirmó que los fallecidos aquella noche "fueron brutalmente asesinados por un grupo de terroristas que llevaban armas".

Para dar más realismo a su relato, simuló la acción de los yihadistas en el Bataclan contando que "los ejecutaron uno a uno. Ven aquí. Boom. Ven aquí. Los supervivientes han dicho que duró una eternidad. Pero si un empleado o alguien en esa sala hubiera tenido un arma, los terroristas habrían huido o habrían muerto".

El Ministerio de Exteriores francés recordó que los atentados del 13 de noviembre de 2015, en los que murieron 130 personas y varios cientos resultaron heridas, se planificaron en el extranjero y que en ellos se utilizaron "armas de guerra".

El papa recibirá al presidente francés Emmanuel Macron a "finales de junio"

"Gracias a la eficacia y al profesionalismo de las fuerzas de intervención especiales y al valor y al heroísmo de los policías franceses, se pudieron ahorrar cientos de vidas".

El entonces presidente de Francia, François Hollande, también critricó a Trump por unas declaraciones que calificó en su cuenta de Twitter de "vergonzosas" y por unas "gesticulaciones obscenas" que a su parecer "dicen mucho sobre lo que piensa de Francia y de sus valores".

François Hollande

La alcaldesa de París, Anne Hidalgo, estimó igualmente en Twitter que "la puesta en escena de los atentados de 2015 por el presidente Trump es despectiva e indigna".