•   Caracas, Venezuela  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, previó hoy que el país atravesará "dolorosas dificultades" debido a las sanciones económicas impuestas por el Gobierno de Estados Unidos en los últimos meses, que han sido especialmente aplicadas contra altos funcionarios venezolanos.

"No puedo aquí engañar a nadie, (las sanciones) nos van a crear graves dificultades, dolorosas dificultades que vamos a enfrentar paulatinamente y las vamos a superar y las vamos a derrotar", dijo el gobernante ante la oficialista Asamblea Nacional Constituyente (ANC) en el acto de juramentación como presidente reelegido.

 Maduro juró como presidente reelecto ante la oficialista Constituyente

EE.UU. no reconoció el triunfo de Maduro en los comicios del domingo y prohibió a cualquier ciudadano, institución o empresa estadounidense adquirir deuda venezolana o activos y propiedades pertenecientes al Gobierno de Venezuela en Estados Unidos, incluidas aquellas inversiones derivadas de su estatal petrolera (PDVSA).

"A mí no me intimidan bajo ningún aspecto, pero lo que sí puedo decirle al pueblo de Venezuela es que las sanciones (...) hacen sufrir a Venezuela, golpean a todos los venezolanos, (...) nos impiden conseguir el dinero y hacer las transacciones para hacer las importaciones necesarias", prosiguió Maduro.

 SIP condena actitud de revancha en sanción a diario El Nacional de Venezuela

El líder chavista, reelegido para gobernar hasta 2025 en unos comicios no reconocidos por numerosos Gobiernos, culpó a dirigentes opositores por estas medidas restrictivas aprobadas en EE.UU., y también por Canadá y la Unión Europea (UE).

 El G7 rechaza la reelección de Nicolás Maduro

"Las sanciones de mister (presidente de EE.UU., Donald) Trump serán anuladas y derrotadas más temprano que tarde con el trabajo, con nuestro sacrificio y con nuestra lucha", bramó.

Venezuela entró en su peor crisis económica de las últimas décadas bajo el mandato de Maduro, que ha responsabilizado por ello a los empresarios, a sus opositores y, más recientemente, a las "sanciones económicas".