•   Sao Paulo, Brasil  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Un magistrado del Tribunal Supremo de Brasil concedió un "habeas corpus" al hacendado que fue condenado a 25 años de prisión por el asesinato en 2005 de la monja estadounidense Dorothy Stang en la Amazonía.

El juez Marco Aurelio Mello, uno de los 11 miembros del Supremo, decidió soltar Regivaldo Pereira Galvao, al argumentar que el condenado tiene el derecho de apelar en libertad a las instancias superiores.

Lea: Incendio en una guardería deja tres niños muertos en Brasil

En 2016, el pleno del Supremo se inclinó a favor al cumplimiento de la pena en segunda instancia, pero Mello recordó que la decisión "no fue vinculante" y que "cada ministro debe de seguir su propia conciencia sobre el tema".

Pereira Galvao, conocido como "Taradao", recibió una condena de 30 años de cárcel luego de que se le considerara culpable de haber sido el principal mandante del asesinato de Stang, pero la pena fue rebajada posteriormente por el Tribunal Superior de Justicia a 25 años en 2017.

 Lea más: Gobierno de Brasil anuncia capturas de sospechosos de promover paro camionero

Tras esquivar la cárcel en diversas ocasiones gracias a los recursos judiciales, el STJ ordenó su prisión y actualmente el hacendado cumplía prisión preventiva en el estado de Pará, en el norte de Brasil, donde son recurrentes los conflictos por la tierra.

Fue en esa región donde la monja, que tenía 73 años, fue asesinada a tiros el 12 de febrero de 2005.

 Además: Más de diez mil venezolanos buscaron regularizarse en Brasil en dos meses

Stang era un misionera católica de la Pastoral de la Tierra que trabajaba en los alrededores de Anapu, a unos 300 kilómetros de Belén, donde fue muerta de nueve balazos.

La monja y activista social defendió durante 40 años la explotación sostenible de la selva amazónica en un territorio apartado, que es escenario de una desigual guerra de intereses por la posesión de la tierra entre hacendados, madereras y campesinos e indígenas.