•   Naciones Unidas  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El Consejo de Seguridad de la ONU tiene previsto votar mañana viernes una resolución impulsada por los países árabes pidiendo protección para la población palestina tras la muerte de decenas de manifestantes a manos israelíes en las recientes protestas en la frontera de Gaza.

"Lo más probable es que el voto tenga lugar mañana", dijo hoy a los periodistas el embajador de Kuwait, Mansur Al Otaibi, cuyo país ha sido el encargado de redactar el texto.

 ONU advierte que Gaza está al borde de la guerra

Polonia, que este mes preside el Consejo, confirmó que no espera que el voto tenga lugar bajo su presidencia, es decir, antes de que mañana Rusia asuma el puesto.

La intención inicial de la delegación kuwaití era que la votación tuviese lugar hoy mismo, pero Estados Unidos presentó en el último momento una serie de enmiendas que serán estudiadas durante las próximas horas.

Casi con total seguridad, el voto se celebrará finalmente este viernes a las 15.00 hora de Nueva York (19.00 GMT), según Al Otaibi.

 Consejo de Seguridad se reunirá el miércoles tras ataques a Israel desde Gaza

A priori, la resolución impulsada por Kuwait se enfrentaba a un más que posible veto por parte de Estados Unidos, con su aliado Israel calificándola repetidamente de "vergonzosa".

El punto clave del texto original de los países árabes era la puesta en marcha de una fuerza internacional de protección para los palestinos.

Tras las negociaciones de las últimas semanas, durante las que varios miembros del Consejo de Seguridad expresaron dudas sobre el documento, Kuwait suavizó el texto y apostó por pedir simplemente que se considerasen "medidas para garantizar la seguridad y protección" de los palestinos.

 Israel inicia la construcción de una barrera submarina con Gaza

Según dijo hoy Al Otaibi, en su versión actual, el borrador cuenta por lo menos con los nueve votos mínimos que necesitaría para salir adelante.

A priori, sin embargo, seguiría enfrentándose al veto de Estados Unidos, que ayer denunció a través de su embajadora, Nikki Haley, la "falsedad de la idea de que la gente de Gaza requiere protección internacional".

Según Haley, si la población de Gaza necesita algún tipo de protección es defensa frente a Hamás.