•   Morelia, México  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Presuntos sicarios del crimen organizado asesinaron hoy a Javier Ureña González, secretario del Ayuntamiento y alcalde en funciones de Buenavista Tomatlán, en el occidental estado mexicano de Michoacán.

Hipólito Mora Chávez, fundador de los civiles grupos de autodefensa que surgieron en 2013 en Buenavista para combatir a los cárteles, confirmó a Efe que el funcionario municipal fue asesinado alrededor de las 09.00 hora local (14.00 GMT) en una carretera del poblado 18 de Marzo.

Ureña se desempeñaba como encargado de la alcaldía luego que en días pasados Lorenzo Barajas Heredia, alcalde del izquierdista Partido de la Revolución Democrática (PRD), solicitó licencia para separarse del cargo en busca de reelegirse en los comicios del 1 de julio.

 Un matrimonio británico, condenado a treinta años por asesinar a su niñera

La víctima fue atacada cuando conducía un vehículo, propiedad del Ayuntamiento, mientras se dirigía a la casa de una colaboradora del Ayuntamiento.

El Grupo de Coordinación Michoacán, máximo órgano de seguridad estatal en el que participan militares, marinos y policías, desplegó un operativo en la región de Tierra Caliente, donde se ubica Buenavista, en busca de los asesinos.

En Michoacán operan narcotraficantes de los cárteles Jalisco Nueva Generación y de la Nueva Familia Michoacana. Este último es apoyado por su brazo armado autodenominado los Viagras.

 Asesinan a dos hombres en el interior de una casa de inquilinato en Honduras

El próximo 1 de julio Michoacán elegirá a 112 alcaldes, 40 diputados locales, 12 legisladores federales y tres senadores de la República.

En el actual proceso electoral han sido asesinados los candidatos a las alcaldías de Ocampo, Taretan y Aguililla. Una aspirante a diputación local por la representación de la región de Tierra Caliente también murió al ser agredida con un arma punzocortante.

 Asesinan a tiros a tres hombres en el oeste de El Salvador

María de Lourdes Torres Díaz, candidata del Partido del Trabajo a la alcaldía de Álvaro Obregón, fue secuestrada el 17 de mayo y liberada un día después. En tanto, Miguel Amezcua Manzo, aspirante del Partido Revolucionario Institucional (PRI) a la alcaldía de Tangamandapio, fue atacado a tiros el 18 de junio, pero salió ileso.