•   Atenas, Grecia  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Los equipos de rescate casi han concluido las tareas de búsqueda de desaparecidos en las zonas arrasadas por los incendios en la región griega de Atica, sin que se hayan hallado nuevas víctimas.

La cifra de muertos se mantiene hoy en 88, mientras que el de las personas hospitalizadas se ha reducido a 44, diez de ellas sin embargo en estado crítico, según las últimas informaciones facilitadas por las autoridades sanitarias.

 Lea: Seis días después de incendios Grecia reza por que no aumenten los muertos

Mientras, avanza también el proceso de identificación de los cadáveres, y según los medios locales en torno la mitad de los cuerpos han podido ser reconocidos y sus familiares han podido ser notificados.

Las tareas de identificación están resultando complicadas, dado que los cuerpos están carbonizados y en algunos casos los cadáveres estaban unidos unos a otros, porque las personas se habían abrazado ante el avance de las llamas.

Tal fue el caso del grupo de más de una veintena de personas halladas en un solar entre dos complejos de viviendas en la localidad de Mati, lugar de veraneo de los atenienses y epicentro de la catástrofe,

 Lea más: Chile expresa su "profundo pesar" por vidas perdidas en incendios en Grecia

Hasta que no haya concluido el proceso de identificación no se sabrá exactamente si todavía hay personas desaparecidas.

El incendio forestal ha afectado a los animales en Grecia. Foto: EFE / END.Además del rastreo que están llevando a cabo brigadas mixtas formadas por bomberos, militares y voluntarios en viviendas y en las calles de Mati, buzos de la guardia costera han estado haciendo numerosas inmersiones en los últimos días, sin que por ahora hayan aparecido nuevas víctimas en el mar.

Muchas personas intentaron salvarse del fuego echándose al mar, pero no todas lograron sobrevivir y acabaron muriendo ahogadas.

 Además: Expertos buscan causas para elevada cifra de muertos en incendios en Grecia

Mientras tanto, la región de Atica y en particular la capital, Atenas, se vio hoy afectada por una tromba de agua que convirtió calles en potentes arroyos y obligó a interrumpir el tráfico en algunas zonas de la ciudad.

Los bomberos recibieron más de 300 llamadas de auxilio por casas o aparcamientos inundados.

Por la tarde, el tráfico se había restablecido en toda la ciudad.