•   Saná, Yemen  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El jefe de la delegación del Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) en el Yemen, Johannes Bruwer, confirmó hoy la muerte de un total de 50 personas en un ataque contra autobuses que transportaban a niños en un mercado de la ciudad de Dahian, en la provincia septentrional de Saada.

Bruwer dijo a través de su cuenta de Twitter que los fallecidos son 50 y los heridos, 77, según responsables locales a los que no identificó.

Lea: Ocho muertos en un atentado suicida cerca del palacio presidencial en Yemen

Asimismo, agregó que el hospital de Al Talh, que cuenta con el apoyo de la Cruz Roja, recibió 30 muertos y 48 heridos, la gran mayoría de los cuales son niños. 

Según la coalición dirigida por Arabia Saudita, que interviene en Yemen para apoyar las fuerzas del presidente Abd Rabbo Mansur Hadi, el ataque fue "legítimo" aunque no especificó cual era el objetivo.

"El ataque que se registró hoy en la provincia de Saada es una operación militar legítima contra elementos que (...) dispararon un misil hacia la ciudad (saudita) de Jizan, causando un muerto y heridos entre los civiles" el miércoles, señaló en un comunicado.

"Según el derecho humanitario internacional, hay que proteger a los civiles durante los conflictos", dijo el CICR.

Lea: Al menos 100 muertos tras bombardeo en Yemen, según los rebeldes

"De nuevo, numerosos niños habrían muerto o resultado heridos cuando un autobús escolar fue atacado en el norte de Yemen. Todos estos niños tendrían menos de 15 años ¿El mundo realmente necesita ver más niños inocentes muertos para poner fin a la guerra cruel en Yemen?", se preguntó el director del Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) para Oriente Medio, Geert Cappelaere.

La coalición anunció el miércoles que la defensa antiaérea saudita había interceptado en el sur del país un misil lanzado por los rebeldes hutíes, cuyo restos mataron a un yemení e hirieron a otras once personas.

Hace una semana la misma coalición negó rotundamente haber lanzado ataques que, según el CICR, dejaron 55 muertos y 170 heridos en Hodeida, en el oeste de Yemen.