•  |
  •  |
  • END

El presidente venezolano Hugo Chávez condenó este sábado el reciente informe de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y dijo que Venezuela “podría salirse” de la Organización de Estados Americanos (OEA) y proponer un mecanismo alternativo.

”Venezuela podría salirse de la OEA y convocar a los pueblos de este Continente a que nos liberemos de esos viejos instrumentos y formemos una organización de pueblos de América Latina, de pueblos libres”, dijo Chávez en un acto oficial.

“Váyanse largo al cipote (al diablo) señores inefables de la fulana comisión”, sostuvo Chávez al condenar el informe de la CIDH que identificó en Venezuela un “ambiente hostil para el disenso político”.

“La inefable CIDH, la misma comisión que reconoció el gobierno de (Pedro) Carmona”, señaló Chávez en referencia al golpe de Estado en su contra en 2002.

“La OEA es una burocracia imperial (...) a nosotros nos condenan, nos acaban de condenar. ¿Por qué no condenaron nunca a Bush?”, cuestionó el mandatario.

“Hace unos días, el imperio de los Estados Unidos bombardeó unos pueblos inocentes de Afganistán y murieron no sé cuántos niños y mujeres inocentes. Eso la comisión no lo ve”, agregó.

Más temprano, en un comunicado, la cancillería venezolana rechazó el informe de la CIDH por considerarlo “inexacto, malintencionado y falso”.

En su informe de 2008, la CIDH identificó en Venezuela “un ambiente hostil para el disenso político”, así como obstáculos para la libertad de expresión, hostigamiento a ONGs, denuncias de poca transparencia en la justicia y un alto nivel del crimen.

La CIDH también destacó violaciones a los derechos humanos en Cuba, Colombia y Haití, y pidió a Estados Unidos terminar el embargo que mantiene contra Cuba desde hace casi medio siglo.