•   Caracas, Venezuela  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Nélida Izarra, exdirectora general de la oficina para la Determinación del Crudo de Exportación de la estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA), fue condenada a cinco años y 8 meses de cárcel por alterar los precios de venta internacional del crudo venezolano, que ocasionaron pérdidas por 4.800 millones de dólares.

La exfuncionaria que realizó estas alteraciones a través de la oficina de Inteligencia de Mercadeo y Política Petrolera, en Viena, Austria, fue condenada por los delitos de "peculado doloso impropio, concierto de funcionario con contratista y asociación para delinquir", dijo hoy el fiscal general, Tarek Saab.

Maduro designa a un militar como nuevo jefe de PDVSA

En una rueda de prensa, que se vio afectada por un corte de luz, a propósito de los fallos eléctricos que afectan a Venezuela, el titular del Ministerio Público (MP) indicó que las modificaciones de los precios ocasionaron que PDVSA perdiera ingresos por cerca de los 4.800 millones de dólares.

 La estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA)

El fiscal aseguró que Izarra admitió su responsabilidad en el hecho y, según una nota de prensa del MP, la sentencia contra la exfuncionaria "incluye prohibición del ejercicio de cargos públicos y una multa proporcional al daño causado al erario nacional".

Lea: Juez de EEUU autoriza incautar acciones de Citgo, filial de PDVSA

Por este caso, Saab reiteró su señalamiento a Rafael Ramírez, exministro de Petróleo del fallecido presidente Hugo Chávez, y agregó que los ciudadanos Bernard Mommer, Irama Zulene Quiroz de Mommer y Mariana Teresa Zerpa Morloy se encuentran evadidos de la justicia.

Izarra fue detenida a finales de 2017 y en su momento recibió el respaldo de Rafael Ramírez, hoy fuera de Venezuela y con paradero desconocido, quien desestimó las "falsas" acusaciones contra los miembros de la oficina de PDVSA en Viena porque esta "no vende petróleo".