• Indonesia |
  • |
  • |
  • EFE

El comercio de carne de perro y gato en Asia propicia la expansión de la rabia y dificulta la lucha contra esta enfermedad que se cobra la vida de unos 30 millones de animales al año, denunciaron hoy 83 organizaciones protectoras de animales.

​​Productor de carne de perro en Corea del Sur, un trabajo mal visto

En una carta abierta a los gobiernos asiáticos con motivo del día internacional de la rabia, que tendrá lugar el viernes, las agrupaciones vincularon la expansión de la enfermedad al traslado de perros y gatos y advirtieron que la gran mayoría de las muertes humanas por el virus ocurren en Asia.

En una carta abierta a los gobiernos asiáticos con motivo del día internacional de la rabia, que tendrá lugar el viernes, las agrupaciones vincularon la expansión de la enfermedad al traslado de perros y gatos.

"La Organización Mundial de la Salud y la Alianza Global para el Control de la Rabia han reconocido la conexión entre el contagio de la rabia y el comercio de carne de perro", indicaron las organizaciones en un comunicado conjunto distribuido por Humane Society International y firmado en Yakarta.

​​Policía de Honduras detiene a hombre presuntamente por vender carne de burro

"Esto provoca que un gran número de perros con enfermedades sin identificar sean trasladados grandes distancias", añadieron. El comunicado cita algunos ejemplos de compra-venta de carne de perro en la región, como Vietnam -donde estima que 20.000 perros son llevados del sur al norte cada mes-, Indonesia o Camboya.

La coalición de ONG reconoce también que la carne de perro y gato se consume en general por una minoría de la población y asegura que varios gobiernos están tomando medidas para prohibir la venta y consumo de estos animales.

Carne de pangolín, la más traficada del mundo

Las organizaciones firmantes provienen de Indonesia, China, Hong Kong, Vietnam, Filipinas, la India, Camboya, Singapur, Taiwán, además de fuera de Europa y Estados Unidos.