• Caracas, Venezuela |
  • |
  • |
  • Edición Impresa

El opositor Juan Guaidó, arropado por unos 40 países que lo reconocen como presidente interino de Venezuela, redobló su presión por el ingreso de ayuda humanitaria, desafiando al mandatario Nicolás Maduro, que la considera el inicio de una intervención militar de Estados Unidos.

"Aquí en Venezuela no va a entrar nadie, ni un soldado invasor", sentenció el presidente Maduro, quien cuenta entre sus aliados a Rusia, China, Turquía e Irán.

Constituyente de Venezuela designa una comisión de consulta para legislativas

El secretario de Estado de EE. UU., Mike Pompeo y su homólogo de Colombia, Carlos Holmes Trujillo, conversaron este martes sobre cómo hacer llegar ayuda humanitaria al pueblo venezolano, en lo que supone un desafío a la negativa de Maduro.

Los militares al mando de Nicolás Maduro bloquearon un puente de la frontera con Colombia, para evitar la entrada de la ayuda humanitaria.

El diputado Miguel Pizarro, jefe de la comisión parlamentaria sobre la ayuda, admitió que el dilema está en "la entrada", para lo cual se creará una red de instituciones —como la Iglesia católica— y de personal médico.

"Quieren decirle al mundo entero que la ayuda humanitaria es el solapamiento para que metamos en una caja a un marine doblado para que después tome el poder por las armas, eso no es lo que está planteado (...) se trata de salvar vidas", aseguró.

Oposición venezolana condiciona diálogo al "cese de la usurpación" de Maduro

La ayuda humanitaria es el nuevo reto de Guaidó, tras ser reconocido el lunes como presidente encargado por una veintena de países europeos, luego de expirar un ultimátum dado a Maduro para que convocara "elecciones libres".

"Quieren mandar dos camioncitos con cuatro peroles (cosas). Venezuela no tiene que mendigar a nadie. Si quieren ayudar que cesen el bloqueo y las sanciones", dijo Maduro, al asegurar que no permitirá que "humillen" al país con el "show de la ayuda humanitaria".

El grupo de contacto sobre Venezuela se reúne el jueves en Uruguay

EE. UU., que no descarta una acción armada en Venezuela, ofreció una ayuda inicial de 20 millones de dólares, Canadá 40 millones y la Unión Europea aprobó este martes 7.5 millones.

Guaidó, también jefe parlamentario, de 35 años, convocó a una movilización el 12 de febrero y a otra en fecha por definir para exigir a los militares, principal sostén de Maduro, que dejen entrar los cargamentos, que también serán enviados por el fronterizo Brasil y una isla caribeña.