elnuevodiario.com.ni
  •  |
  •  |
  • AFP

El famoso sacerdote católico de Miami, Alberto Cutié, que desató un escándalo cuando admitió tener novia, con la que apareció en una revista de farándula besándose y acariciándose en una playa, continuará su vida religiosa en una iglesia protestante, que no lo obliga al celibato.

El "padre Alberto", como se lo conoce popularmente en Miami, decidió abandonar la Iglesia Católica y "convertirse en miembro de la Iglesia Episcopal donde continuará su sacerdocio", informó hoy esta entidad. El cura, de 40 años, uno de los sacerdotes hispanos más famosos de Estados Unidos, con programas en la televisión y gran presencia en los medios, quedó en el centro de un escándalo a principios de mayo por la aparición de fotos suyas en una revista de farándula en las que se lo ve en poses románticas y besando en la boca a una mujer en una playa de Miami Beach.

El sacerdote, fuerte crítico del celibato dentro de la Iglesia, reconoció desde un primer momento sus escapadas amorosas y había sido "licenciado" temporalmente por el arzobispado de Miami de la parroquia que dirigía en Miami Beach.

El escándalo, reflejado en medios internacionales y en Estados Unidos, volvió a instalar en la opinión pública estadounidense el debate sobre los supuestos problemas que genera el celibato en la Iglesia católica. Desde 2002, la Iglesia estadounidense se ha visto salpicada de miles de denuncias de abusos sexuales de menores por parte de sacerdotes católicos.