• Washington, Estados Unidos, Caracas,Venezuela |
  • |
  • |
  • Edición Impresa

La Cámara de Representantes de EEUU aprobó este lunes un proyecto de ley para “mitigar la amenaza ruso-venezolana” y otros dos para limitar el acceso del Gobierno de Nicolás Maduro a armas no letales y para aumentar la “ayuda humanitaria” a Venezuela.

Los tres proyectos fueron promovidos por congresistas demócratas del estado de Florida y los tres fueron aprobados por unanimidad en la Cámara Baja estadounidense.

El proyecto sobre la llamada “amenaza ruso-venezolana” insta al Departamento de Estado a estudiar y presentar al Congreso medidas para limitar la influencia militar del Kremlin en Venezuela.

La votación coincidió con la llegada este fin de semana a Caracas de dos aviones militares rusos. Según informaron medios locales, a bordo de las aeronaves viajaban cerca de un centenar de militares y toneladas de equipamiento no identificado. Otro de los proyectos de ley aprobados en la Cámara Baja prohíbe la venta al Gobierno de Venezuela de gases lacrimógenos, pelotas de goma u otro material antidisturbios.

Finalmente, la Cámara de Representantes aprobó un plan para destinar 150 millones de dólares en ayuda humanitaria a Venezuela entre 2020 y 2021.

Por su parte, el jefe de la diplomacia de Estados Unidos, Mike Pompeo, acusó el lunes a Rusia de agravar las tensiones en Venezuela con su presencia militar para apoyar al “régimen de Nicolás Maduro” y advirtió que Washington no permanecerá “de brazos cruzados”.

“Estados Unidos y los países regionales no se quedarán de brazos cruzados mientras Rusia exacerba las tensiones en Venezuela”, dijo Pompeo a su homólogo ruso, Serguéi Lavrov, durante una llamada telefónica este lunes, informó el portavoz adjunto del Departamento de Estado, Robert Palladino.

“La continua inserción de personal militar ruso para apoyar el régimen ilegítimo de Nicolás Maduro en Venezuela corre el riesgo de prolongar el sufrimiento del pueblo venezolano que apoya abrumadoramente al presidente interino Juan Guaidó”, dijo en un comunicado.

El cierre del metro por los cortes de energía provocó caos en el transporte de caracas. AFP/END

Pompeo llamó a Rusia a “cesar su comportamiento no constructivo” y sumarse a los países “que buscan un futuro mejor para el pueblo venezolano”, añadió el texto.

OEA:Es “incursión”

La Secretaría General de la Organización de los Estados Americanos (OEA) rechazó el lunes “la reciente incursión militar rusa” en Venezuela en apoyo al gobierno “ilegítimo” de Nicolás Maduro.

“Es inadmisible que un gobierno extranjero tenga programas de cooperación militar con un régimen usurpador que ha sido declarado ilegítimo por resoluciones y derecho interamericano, lo cual atenta además contra la paz y seguridad hemisférica”, dijo la oficina de Luis Almagro en un comunicado.

La OEA declaró el 10 de enero ilegítimo el segundo mandato de Maduro iniciado ese día, en una resolución aprobada por 19 de sus 34 miembros activos.

El lunes, la Secretaría General de la OEA reiteró que la presencia de efectivos y transporte militar ruso en territorio venezolano viola la Constitución por no haber sido autorizado por la Asamblea Nacional (Parlamento), un argumento que ya señaló en diciembre, cuando expresó su “más alta preocupación” ante reportes de la llegada de aviones rusos con arsenal nuclear a Venezuela.

Los militares extranjeros son un “instrumento de amedrentamiento represivo en el contexto de una transición democrática liderada por el presidente encargado Juan Guaidó”, añadió la oficina de Almagro.

Nuevos apagones en Venezuela

El servicio eléctrico en Venezuela se restablecía progresivamente tras un nuevo apagón que dejó sin luz este lunes a Caracas y al menos 17 de los 23 estados del país.

Unas tres horas después de la falla, el suministro empezó a recuperarse en distintas zonas de la capital venezolana, constataron periodistas de la AFP.

Los semáforos y el alumbrado público volvieron a funcionar y, entrada la noche, edificios residenciales tenían apartamentos iluminados.

Usuarios de redes sociales, en consultas abiertas por la prensa local, reportaron que la electricidad también se recupera de manera paulatina en estados centrales como Miranda, Carabobo o Aragua.

Sin embargo, muchos denuncian que amplias zonas del país continúan a oscuras.

El cierre del metro por los cortes de energía provocó caos en el transporte de caracas. EFE/END

Denunciando un “ataque” contra la central hidroeléctrica de Guri (estado Bolívar, sur), el ministro de Comunicación, Jorge Rodríguez, aseguró más temprano que en “tiempo récord” el servicio se estaba recuperando en “todo el territorio nacional”.

El apagón se produjo 18 días después de que una gigantesca falla mantuviera paralizado al país durante una semana. El gobierno de Nicolás Maduro lo atribuyó a ataques “cibernéticos” y “electromagnéticos” dirigidos por Estados Unidos con apoyo de la oposición.

Los cortes eléctricos son habituales en Venezuela. El Gobierno denuncia constantes sabotajes, mientras que expertos consideran que la crisis se debe a la falta de inversión en infraestructura y mantenimiento, así como a multimillonarios casos de corrupción.