•  |
  •  |
  • AFP

El mundo "se acerca" a una fase 6 de alerta máxima de pandemia por la gripe porcina A(H1N1), advirtió hoy Keiji Fukuda, director general adjunto de la Organización Mundial de la Salud, OMS, constatando los "primeros signos" de una propagación autónoma del virus fuera del continente americano. El número dos del organismo citó los casos de Gran Bretaña, Japón, Chile y Australia, donde se detectaron "primeras propagaciones" que no tienen su origen en el brote mexicano.

"No obstante, esperamos aún una actividad realmente extendida del virus entre las poblaciones de estos países", precisó. "A nivel mundial, pensamos que estamos en fase 5, en vigor desde el 29 de abril y que señala una pandemia "inminente", pero nos acercamos a la fase 6 de alerta pandémica máxima, comentó Fukuda. "Está claro que el virus parece propagarse a nivel internacional. Sabemos que un cierto número de países están en fase de transición, pasando de los casos relacionados con los viajes (a países afectados) hacia una implantación más marcada (del virus) en el seno de la población", argumentó.

Teniendo en cuenta los consejos de expertos internacionales consultados, la OMS decidió tener en cuenta el criterio de "gravedad" de la enfermedad para el paso a la fase pandémica máxima, según el número dos de la organización. La gripe porcina A (H1N1) es de una gravedad "moderada", estimó Fukuda, que rechazó el término de "leve". "Medir la gravedad de una enfermedad es muy delicado", justificó.

En los planes elaborados por la OMS, sólo el criterio geográfico de propagación de un virus en países de diferentes continentes justificaba el paso a la alerta de nivel 6.

Primer caso en Nicaragua
Después de 38 días de alerta, las autoridades sanitarias nicaragüenses confirmaron el primer caso de A H1N1 en una niña de cinco años, del barrio de Monseñor Lezcano, quien se especula contrajo la enfermedad por su padre, quien viaja frecuentemente a toda Centroamérica. La infante fue llevada por su madre al centro de salud “Sócrates Flores”, donde primero le aplicaron la prueba de la influenza estacional, la cual dio positivo por lo que le realizaron el test rápido del virus que también resultó positivo, según el ministro de Salud, Guillermo González.

La niña está aislada en una sala del Hospital Manuel de Jesús Rivera, “La Mascota”, donde le aplican el tratamiento antiviral, se encuentra estable y las autoridades sanitarias aún investigan cómo pudo haber contraído este virus.

El ministro de Salud manifestó que "hasta el momento se han realizado 170 muestras, de las cuales 169 dieron negativo, a excepción de la pequeña que dio positivo. El funcionario hizo un llamado para que los nicaragüenses colaboren con el personal médico, a fin de evitar la propagación de la enfermedad en el país. Asimismo, pidió “mantener las medidas de higiene, como lavarse las manos antes de comer y taparse la boca al toser y estornudar", y solicitó a todas las personas que presenten síntomas de gripe, acudir a las unidades de salud.

Costa Rica precisa media centena de infectados
El número de personas contagiadas con el virus A(H1N1) en Costa Rica, se elevó a 50, lo que las autoridades consideran una incidencia baja tras cinco semanas de alerta. El Ministerio de Salud reportó esta semana 13 casos nuevos, confirmados por pruebas de laboratorio, que se suman a los 37 que ya habían dado positivo, mientras analizan otros ocho casos clasificados como "probables".

De los infectados en Costa Rica, un paciente murió y otro se encuentra internado en condición delicada en un hospital público local, pero el resto ha sufrido síntomas leves y evolucionan satisfactoriamente, expresó la viceministra de Salud, Ana Morice. La funcionaria manifestó que el virus no está circulando de manera generalizada en el país: "Por ahora, los casos están confinados a núcleos familiares y conocemos las cadenas de contactos de la infección". Asimismo, Morice advirtió que "no se debe bajar la guardia" y que la población debe mantener las medidas higiénicas recomendadas para evitar una mayor propagación de la enfermedad.

Hasta el momento, la Organización Mundial de la Salud, OMS, confirma 18 mil 715 casos en 67 países.