• Nueva York, Estados Unidos |
  • |
  • |
  • AFP

Una multitud se reunió en las calles de Nueva York este domingo para un histórico desfile del Orgullo Gay, en el que se esperaban tres millones de personas, 50 años después de los disturbios de Stonewall que simbolizan el inicio del movimiento moderno por los derechos de los homosexuales.

La marcha convocada para el mediodía local (16H00 GMT) fue desde la Quinta Avenida y la calle 26 en dirección del Greenwich Village, en una jornada calurosa y soleada.

Lea: Miles de católicos y evangélicos protestan en Ecuador contra el matrimonio igualitario

El alcalde demócrata de Nueva York Bill de Blasio, conocido defensor de los derechos homosexuales y precandidato a las elecciones de 2020, anticipó la celebración como la "más grande en la historia mundial".

Con asistentes de todas partes del mundo, el desfile salpicado de todos los colores del arcoíris y caracterizado por los trajes exóticos culminará con una fiesta en Times Square y un concierto de Madonna, ícono de la comunidad homosexual.

Una multitud se reunió en las calles de Nueva York este domingo para un histórico desfile del Orgullo Gay. Foto: AFP/END

La extravagante celebración tuvo un origen menos feliz. Afuera de un bar gay de Stonewall, en el corazón del Greenwich Village, se registraron desde el 28 de junio de 1969 y durante seis días duros enfrentamientos entre la policía y militantes homosexuales hartos de la represión contra su comunidad.

Esas manifestaciones impulsaron el movimiento por los derechos de los homosexuales y dieron origen, en junio de 1970, al primer Desfile del Orgullo Gay (Gay Pride), una iniciativa que se extendió por distintas metrópolis del mundo a pesar de que la homosexualidad continúa siendo perseguida en unos 70 países.

De interés: Miles de personas desfilaron por la igualdad en la Marcha del Orgullo Gay

Vinicio Albani, de 50 años, quien llegó con su pareja desde Zúrich, en Suiza, dijo que "con el gobierno de Trump en Estados Unidos y el ascenso de políticas fascistas, es importante luchar y estar aquí".

Críticos de Trump dicen que ha abierto la puerta a la discriminación contra la comunidad LGBTQ (lesbianas, gais, bisexuales, transgénero y queers). Muchos llevaban pancartas anti-Trump, denunciando sus políticas, desde los derechos relacionados con las minorías sexuales hasta la inmigración.

Una multitud se reunió en las calles de Nueva York este domingo para un histórico desfile del Orgullo Gay. Foto: AFP/END

- Por los valores originales -

A media mañana, se desarrolló en Nueva York otra manifestación menos multitudinaria, promovida por quienes sostienen que la celebración del Orgullo ha perdido su espíritu.

Miles de personas, según la policía, desfilaron por Greenwich Village antes de recorrer la sexta Avenida hacia Central Park.

Además: La comunidad LGTBIQ+ inunda Viena de colores y despide al EuroPride 2019

Esta manifestación alternativa, la primera de este tipo en Nueva York, busca protestar contra la maquinaria comercial en que, a juicio de sus participantes, se ha convertido el Desfile del Orgullo oficial.

Los organizadores de esa segunda manifestación critican asimismo el hecho de que el acto oficial esté patrocinado por 70 empresas, entre ellas Morgan Stanley, Axa y Delta, y llaman a mantener la "tradición radical" de la revuelta de Stonewall.

Una multitud se reunió en las calles de Nueva York este domingo para un histórico desfile del Orgullo Gay. Foto: AFP/END

"Nuestro objetivo nunca fue únicamente la igualdad de derechos para la comunidad LGBT+", explicó Peter Tatchell, de 67 años, militante por los derechos humanos, famoso por haber intentado detener al exdictador de Zimbabue Robert Mugabe y llegado de Londres expresamente para participar en esta marcha. "Mi objetivo es transformar la sociedad, (para construir) una sociedad con libertad y justicia social para todos", dijo.

"Stonewall consistió en un levantamiento y es importante que la Gay Pride no sea tomada por las grandes empresas", subrayó por su lado Bennet Sherr, un estudiante de Cornell de 20 años que llegó al desfile con una amiga.

También: ‘No es un clóset. Es una jaula’‘No es un clóset. Es una jaula’

"Hay empresas que financian la Marcha del Orgullo y después entregan millones a personalidades políticas anti-LGBT", se quejó.

- Honrar la historia -

Entre los visitantes extranjeros se encontraba Helen Gollin, una australiana de 63 años, que ayudó a fundar la primera marcha gay de Mardi Gras en Sídney en 1978.

Una multitud se reunió en las calles de Nueva York este domingo para un histórico desfile del Orgullo Gay. Foto: AFP/END

"Se trata de honrar todo lo que sucedió antes que nosotros y todos los que murieron en nombre de la libertad", dijo Gollin.

Stonewall "es nuestra historia, es la razón por la que podemos ser quienes queremos ser. Por eso era importante venir y celebrar", dijo en la víspera Francesco Servalli, de 38 años, llegado desde Italia junto con cuatro amigos.

Lea más: Homosexuales panameños exigen amor e igualdad de derechos con un "besatón"

Servalli y otros manifestantes aseguraron que el desfile del Orgullo es importante también para luchar contra los que consideran políticos extremistas, como el presidente Trump, el ministro italiano Matteo Salvini o el mandatario brasileño Jair Bolsonaro.

"Siento que estamos yendo hacia atrás", dijo Servalli, quien citó casos de violencia contra personas transgénero.

Una multitud se reunió en las calles de Nueva York este domingo para un histórico desfile del Orgullo Gay. Foto: AFP/END

"Pero tal vez es la historia: algunas veces necesitas retroceder para continuar hacia adelante", añadió.

Ante la llegada masiva de manifestantes, la policía desplegó miles de agentes en las calles y azoteas de la ciudad, y también usa helicópteros y drones.

Te interesa: Grupos LGBT piden políticas contra discriminación

Tras el tiroteo en un bar gay de Orlando, en el que murieron 49 personas en junio de 2016, la policía de Nueva York reforzó su dispositivo de seguridad para los desfiles del Orgullo.

"Desde entonces las amenazas han aumentado, de parte de una extrema derecha que también apunta a la comunidad LGBT+", explicaba a comienzos de junio John Miller, jefe antiterrorismo de la policía de la ciudad.