• Washington D.C, Estados Unidos |
  • |
  • |
  • AFP

Las tensas negociaciones comerciales entre China y Estados Unidos van en buena dirección después de la reunión del fin de semana pasado entre los presidentes Donald Trump y Xi Jinping en Japón, dijo un asesor de la Casa Blanca el martes.

Peter Navarro aseguró también que el gigante de las telecomunicaciones Huawei sigue teniendo prohibido proveer tecnología para el desarrollo de la red 5G en Estados Unidos a pesar de que la Casa Blanca ha suavizado su postura con la compañía.

"Desde el punto de vista de un inversor, aquí está todo lo que tienes que saber: las negociaciones están encaminadas de nuevo", dijo en la cadena CNBC el consejero comercial.

Xi Jinping, presidente de China. AFP/END

Después de romper las negociaciones en mayo, Trump y Xi acordaron el sábado durante una reunió retomar las conversaciones para poner fin a la larga guerra comercial que mantienen las dos principales economías del mundo.

Los mercados recibieron con satisfacción el desarrollo de la reunión del domingo, que evitó la escalada de un conflicto que ha afectado a la economía mundial.

A pesar de esto, las bolsas estaban a la expectativa de las consecuencias del anuncio de Washington de imponer aranceles más pesados a los productos europeos por los subsidios que recibe el fabricante de aviones Airbus.

Trump abrió la puerta el sábado a suavizar el veto de Huawei, pero Navarro aseguró el martes que el anuncio sobre la compañía china se refería a permitir la venta de "una pequeña cantidad de chips" con implicaciones insignificantes en el espionaje.

"El presidente Xi solicitó algo de alivio a Huawei", dijo el asesor. "Aquí está lo importante. La política de Estados Unidos sobre Huawei con respecto a 5G en este país no ha cambiado".

"Todo lo que hemos hecho, básicamente, es permitir la venta de chips a Huawei. Se trata de artículos de baja tecnología que no afectan a la seguridad nacional en absoluto", agregó.

Funcionarios estadounidenses dicen que Pekín usa Huawei para espiar.