• Nueva York, Estados Unidos |
  • |
  • |
  • AFP

La justicia estadounidense decidió no presentar cargos contra el policía acusado de asfixiar al afroestadounidense Eric Garner durante un arresto en Nueva Yorkhace casi cinco años, informaron varios medios locales.

El fiscal federal de Brooklyn, Richard Donoghue, convocó a una conferencia de prensa a las 11h00 locales (15h00 GMT), en medio de presiones de la familia de Garner para inculpar al policía blanco Daniel Pantaleo antes de que prescriban los presuntos delitos.

"No me siento muy bien ahora. Pero aún tengo esperanzas", dijo a la prensa Gwen Carr, la madre de Garner.

 Gwen Carr, madre de Eric Garner. AFP/END

"Pantaleo debe ser despedido" de la policía de Nueva York, insistió junto a ella el reverendo afroestadounidense Al Sharpton. "Deben actuar de inmediato".

"A menos de 24 horas del quinto aniversario de la trágica muerte de Eric Garner, las agencias federales anunciaron que no presentarán cargos contra el oficial Pantaleo. Años atrás, confiamos en que el gobierno federal actuaría. No cometeremos ese error nuevamente", dijo el alcalde de Nueva York, Bill de Blasio, en un comunicado.

"A partir de ahora, no esperaremos al gobierno federal para comenzar nuestros propios procedimientos disciplinarios", afirmó

"¡No puedo respirar! ¡No puedo respirar!", fueron las últimas palabras de Garner tras su arresto por parte de cinco policías, incluido Pantaleo, en un video filmado por un amigo.

Garner, acusado de vender ilegalmente cigarrillos sueltos, tenía 43 años y no estaba armado. Se resistía a ser detenido, y murió unos minutos tras su arresto. En el video, puede verse a Pantaleo apretándole el cuello con su antebrazo, una maniobra prohibida en el cuerpo policial.

Su muerte en una calle del distrito de Staten Island, calificada de homicidio por el médico forense, dio fuerza al movimiento "Black Lives Matter" (Las vidas negras importan), que denuncia la violencia policial contra hombres negros no armados.

Según el forense, la maniobra del policía contribuyó a la muerte de Garner por asfixia, pero su obesidad, alta presión sanguínea y asma fueron un factor contribuyente.

Richard Donoghue,  fiscal federal de Brooklyn. AFP/END

En diciembre de 2014, cuatro meses después de la muerte de Garner, un gran jurado decidió que el caso no contenía suficientes elementos como para inculpar a Pantaleo. La justicia federal también abrió una investigación.

Pantaleo fue transferido a trabajos administrativos pero pertenece aún a la policía de Nueva York (NYPD). En última instancia, quien debe decidir si puede seguir en NYPD es el jefe de la policía de Nueva York, James O'Neill.