• Ciudad de México, México |
  • |
  • |
  • AFP

El gobierno de México reafirmó este martes que impulsará a la endeudada petrolera estatal Pemex con una reducción de su carga fiscal y la inyección de capital para que supere la crisis que le valió penalizaciones de agencias calificadoras.

La estrategia "consiste en seguir apoyando a Pemex en los primeros tres años de gobierno con presupuesto y reducción de impuestos para que tenga recursos para invertir", dijo el presidente Andrés Manuel López Obrador en conferencia de prensa.

El mandatario confía que en los últimos tres años de su presidencia, que concluye en 2024, Petróleos Mexicanos genere excedentes para "contribuir al desarrollo de México".

El plan de negocios de Pemex, la mayor empresa pública de México, fue aprobado por unanimidad el lunes por su consejo de administración y se enviará a la secretaría de Hacienda para que sea considerado en el próximo proyecto de presupuesto federal.

La petrolera requiere incrementar sus inversiones para revertir un prolongado declive de su producción, que cayó de 3.4 millones de barriles diarios en 2004 un promedio de 1.7 millones en la actualidad. Pero carga con una pesada deuda que al primer trimestre de este año, ascendía a 106,500 millones de dólares.

Para Octavio Romero, director de Pemex, "son tres los problemas estructurales que enfrenta la empresa: la elevada carga impositiva, su deuda y la baja inversión".

Dijo que se buscará bajar la tasa de impuestos del 65% actual al 54% en 2021 y se consideran aportaciones de capital para 2019-2022.

Según el gobierno, estas medidas permitirán a Pemex recobrar su equilibrio presupuestario en 2021 e incrementar la producción a niveles de 2,69 millones de barriles diarios en promedio para 2024.

EFE/END.

La agencia de calificación financiera Fitch rebajó el 6 de junio la nota de Pemex a una categoría considerada basura por su alto riesgo de impago, mientras Moody's le otorgó perspectiva negativa, despertando el "fuerte desacuerdo" de México, cuya nota crediticia también fue rebajada.

Pocos días después, el gobierno canceló una licitación con la cual Pemex buscaba socios para explorar y extraer hidrocarburos de siete campos terrestres en el sureste del país.