• Teherán, Irán |
  • |
  • |
  • AFP

Un petrolero iraní retenido en Arabia Saudita, después de verse obligado a reparar en el puerto de Yeda a finales de abril, fue liberado y se dirige hacia la República Islámica, anunció el domingo un ministro iraní.

El petrolero, el "Happiness 1", "fue liberado tras negociaciones y se dirige ahora hacia las aguas del golfo Pérsico", declaró Mohammad Eslami, el ministro iraní de Transporte, citado por la agencia de prensa oficial Irna.

"Ayer [sábado], gracias al seguimiento de la Organización Portuaria y Marítima [de Irán], el problema se resolvió y, a las 15H06 [hora iraní, 10H36 GMT], el carguero inició su ruta hacia el golfo Pérsico, con el aval del puerto de Yeda, tirado por dos remolcadores iraníes", añadió.

Según Shana, la agencia oficial del ministerio iraní del Petróleo, el "Happiness 1" se vio obligado a reparar en Yeda (oeste de Arabia Saudita) después de una "avería del motor" en el mar Rojo.

"En coordinación con las autoridades implicadas, el barco [había] sido conducido hasta el puerto seguro más cercano, Yeda, para reparar y para que se tomasen las medidas necesarias", había indicado en aquel momento la agencia.

Irán y Arabia Saudita, países vecinos separados por el Golfo, están inmersos en una guerra de influencia regional y rompieron relaciones diplomáticas hace más de tres años.