• Pekín, China |
  • |
  • |
  • AFP

Un alto responsable chino advirtió a los manifestantes de Hong Kong que no subestimen "nunca la firme determinación y la inmensa potencia del gobierno central de China".

"Debe quedar muy claro para el pequeño grupo de criminales violentos y sin escrúpulos: el que juega con fuego, muere quemado", afirmó Yang Guang, portavoz del la Oficina de Asuntos de Hong Kong y Macao.

"Al final serán castigados", insistió Yang en una rueda de prensa en Pekín, un día después de una jornada de huelga general y manifestaciones en la excolonia británica.

Se trata de la advertencia más dura formulada por Pekín desde el comienzo de las protestas a principios de junio contra un proyecto de ley sobre la extradición de habitantes de Hong Kong hacia China.

El proyecto fue suspendido pero las manifestaciones, cada vez más violentas, continúan.

Los manifestantes exigen la retirada definitiva del proyecto de ley de extradición y la renuncia de la jefa del poder ejecutivo local, Carrie Lam, que tiene el apoyo del gobierno de Pekín.

Yang reiteró el apoyo de Pekín a Carrie Lam y a la policía de Hong Kong que reprime a los manifestantes.

El gobierno chino, que no tolera protestas en China continental se negó por el momento a intervenir en Hong Kong, dejando a las fuerzas de seguridad locales el control de la situación.

Sin embargo, la semana pasada, el ejército chino difundió un vídeo que mostraba a los soldados reprimiendo una manifestación en Hong Kong, la excolonia británica que volvió bajo soberanía china en 1997.