• Washington, Estados Unidos |
  • |
  • |
  • AFP

El presidente estadounidense, Donald Trump, dijo este miércoles que despidió al controvertido asesor de seguridad nacional John Bolton por no ser "inteligente", en especial con comentarios que fueron vistos como amenazas al líder de Corea del Norte.

En su primera explicación completa sobre el despido del martes, Trump se centró en las tensas relaciones de Bolton con Kim Jong Un, el líder norcoreano con quien el presidente estadounidense se ha reunido tres veces para hablar sobre su arsenal nuclear y a quien frecuentemente describe como un amigo.

Trump dijo que su desacuerdo con el exasesor se remontaba a principios de 2018, cuando Bolton dijo que la desnuclearización de Libia bajo el gobierno del entonces líder Muamar Gadafi podía ser un modelo a seguir con Corea del Norte.

Bolton se refería a la plena cooperación que Gadafi tuvo con la comunidad internacional durante los años 2000. Pero su comentario también fue visto como una amenaza a Kim, dado que en 2011 el dictador libio fue derrocado en una sangrienta revolución respaldada por la OTAN.

"Esa no fue una buena declaración", dijo Trump a reporteros en la Casa Banca. "Sólo mira lo que pasó con Gadafi".

"Retrocedimos mucho cuando John Bolton habló sobre el modelo libio", dijo.

Trump aseguró que Kim "no quería tener nada que ver con John Bolton" después de eso. "No culpo a Kim", indicó.

Bolton se refería a la plena cooperación que Gadafi tuvo con la comunidad internacional durante los años 2000.Archivo/END

"No es un asunto de ser duro, eso es un asunto de no ser inteligente", añadió.

Trump dijo que también discrepó con Bolton cuando éste alentó la invasión estadounidense de Irak.

Pero la relación en la Casa Blanca se volvió inmanejable por los choques de personalidad, dijo el presidente.

"Él es alguien con quien de hecho había tenido una muy buena relación, pero no se llevaba bien con gente del gobierno que considero muy importante", dijo.

"John no estaba en línea con lo que estábamos haciendo".

Trump dijo que tiene a cinco personas en consideración para ocupar el puesto y que espera cubrirlo la próxima semana.

Este será el cuarto asesor de seguridad nacional nombrado durante el primer mandato de Trump. Bolton negó haber sido despedido y dijo que renunció.