• Pekín, China |
  • |
  • |
  • AFP

China exhortó este jueves a Estados Unidos a responder positivamente al llamado al diálogo de Corea del Norte, y subrayó que una política de "máxima presión no funciona".

El ministro chino de Exteriores, Wang Yi, reiteró además su llamado a la ONU para que sea debatido un levantamiento de las sanciones contra Pyongyang.

Corea del Norte declaró el lunes que deseaba mantener reuniones de trabajo con Estados Unidos, aunque advirtió que Washington debe flexibilizar su posición.

"Queremos estar cara a cara con Estados Unidos a finales de septiembre, en una fecha y un lugar que podemos convenir", declaró la viceministra norcoreana de Relaciones Exteriores, Choe Son Hui, en un comunicado difundido por la agencia de prensa oficial KCNA.

"Nos encantaría que se reanudara el diálogo entre Corea del Norte y Estados Unidos", indicó Wang Yi en una reunión con la prensa en Pekín.

Sin nombrar directamente a Estados Unidos, Wang Yi denunció el "enfoque que consiste únicamente en presentar a la otra parte una lista de condiciones, y ejercer una presión máxima, para obtener concesiones".

"Eso nunca ha funcionado (...)" aseguró.

Donald Trump, presidente de Estados Unidos. AFP/END

El líder norcoreano Kim Jong Un y el presidente de Estados Unidos Donald Trump mantuvieron hasta ahora tres encuentros. En el primero de ellos, ocurrido el año pasado en Singapur, adoptaron un documento vagamente redactado sobre la "completa desnuclearización de la península coreana".

Su segunda cumbre, en febrero en Hanói, acabó en un fracaso: el presidente de Estados Unidos se negó a empezar a levantar las sanciones a cambio de un simple inicio de desarme nuclear propuesto por el líder norcoreano.

Desde entonces, las negociaciones están en punto muerto, pese al anuncio de una inminente reanudación después de que los dos mandatarios se reunieran por tercera vez, en un encuentro más improvisado, a finales de junio, en la frontera intercoreana.