• La Paz, Bolivia |
  • |
  • |
  • AFP

El presidente de Bolivia, Evo Morales, asistirá la próxima semana a la Asamblea de la ONU y se reunirá con su colega francés Emmanuel Macron para tratar los incendios en la Amazonia, confirmó este lunes el canciller Diego Pary.

Morales "estará participando en la Asamblea de las Naciones Unidas a realizarse en Nueva York", dijo Pary a periodistas.

El jefe de la diplomacia boliviana adelantó que la reunión bilateral con el mandatario francés está prevista en la antesala de la reunión de la Asamblea General de la ONU.

"El presidente (Evo Morales) estará participando junto el presidente Macron en este evento y también se tendrá una reunión bilateral con el presidente Macron", precisó.

"Paralelamente hay importantes eventos que se van a realizar (en medio de la Asamblea), uno que es convocada por Francia se denomina Alianza para la Amazonía, donde también participarán algunos países amazónicos, es un tema que nos interesa", agregó.

El presidente de Bolivia, Evo Morales. Archivo/END

La participación del gobernante boliviano en las Naciones Unidas -detalló Pary- se realizará en el marco de "la reunión convocada por el Secretario General de la ONU, sobre cambio climático".

Bolivia pretende participar de planes destinados a contener los incendios en la Amazonía, como los que se registra con fuerza en su país desde agosto y que ya arrasaron con 2,9 millones de hectáreas de bosque y pastizales, según la ONG Fundación Amigos de la Naturaleza.

Situación de Bolivia

El departamento oriental de Santa Cruz, epicentro de la economía agropecuaria boliviana, es el más castigado por el fuego forestal. La gobernación local declaró "alerta roja" la primera semana de agosto ante un inusual incremento de focos de fuego por la quema de pastizales para la siembra.

La quema de campos de cultivo, que en Bolivia recibe el nombre de "chaqueo", es una práctica que según algunos expertos se realiza desde la época de la colonia, con la creencia de que la ceniza mejora la calidad de la tierra. Se hace con el fin de limpiar terrenos para la siembra y recuperar pastizales para el alimento del ganado.

Los ambientalistas culpan a normas promulgadas bajo el gobierno del izquierdista Evo Morales de incentivar la quema de bosques y pastizales para ampliar la frontera agrícola, pero el oficialismo atribuye estos incendios al clima seco, a los vientos y a personas que actúan de manera intencionada.