•   MAIDUGURI  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Más de 300 personas han muerto desde el domingo en el norte de Nigeria en los enfrentamientos entre fuerzas del orden e islamistas radicales, pero los militares parecían haberse apoderado hoy del principal bastión de los "talibanes", que se dieron a la fuga. "Hemos tomado su feudo. Se dieron a la fuga, pero los estamos persiguiendo", declaró el coronel Ben Ahonotu, jefe de las operaciones militares en Maiduguri, capital del Estado de Borno.

Testigos que viven cerca del barrio de Bayan, donde estaban atrincherados los militantes islamistas, aseguraron que habían visto a varios "talibanes" huir de sus refugios. Según un policía, más de 3.000 habitantes de Maiduguri, esencialmente cristianos, huyeron de Bayan para refugiarse en los cuarteles.

Fuentes policiales indicaron que los combates se concentraron hoy en cinco barrios de la ciudad de Maiduguri, luego de que el presidente nigeriano Umaru Yar'Adua ordenara ayer terminar con el movimiento "de una vez por todas". Las fuerzas de seguridad lanzaron una vasta ofensiva contra la secta islamista dirigida por Mohamed Yusuf en la capital del estado de Borno, con el objetivo de poner fin al levantamiento de estos "talibanes" nigerianos que quieren librar a la sociedad de la "inmoralidad" y la "infidelidad" y que se opone a la educación occidental.

El ejército bombardeó con morteros una mezquita, considerada un "escondite" de los talibanes y el domicilio de Mohamed Yusuf en Maiduguri. "Uno de los inconvenientes que enfrentan las tropas es que todavía hay civiles en algunos de esos barrios", señaló.

La violencia estalló el domingo, cuando los islamistas intentaron atacar una comisaría en el estado de Bauchi. Se propagó luego a otros tres estados: Borno, Kano y Yobe. Los combates más intensos se registraron en Maiduguri. Sin embargo, hoy también se produjeron enfrentamientos en el estado de Yobe en donde las tropas persiguen a los milicianos que huyeron, al parecer, hacia la selva en los alrededores de la localidad de Potiskum.

Una fuente policial apuntó que al menos 43 personas murieron hoy. "Los 43 cuerpos han sido trasladados al cuartel general de la policía en Damaturu (la capital del estado de Yobe)", aseveró una fuente que pidió el anonimato.

Una fuente policial añadió que diez tanques custodian una prisión cercana que las autoridades creen que es el objetivo de los milicianos. Las autoridades indicaron que 55 personas murieron en los estados de Bauchi y de Yobe. Sin embargo, la mayoría de las bajas se produjeron en Maiduguri, donde las fuentes policiales dijeron que al menos 206 personas murieron únicamente el lunes.