elnuevodiario.com.ni
  •   TEGUCIGALPA  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Un total de 38 campesinos que estaban presos bajo cargos de sedición y que mantenían una huelga de hambre desde el sábado pasado, fueron liberados hoy pero tendrán casa por cárcel, anunció una fuente judicial. Los liberados forman parte de un grupo de 55 agricultores que fueron desalojados hace una semana de la sede del estatal Instituto Nacional Agrario (INA), que habían ocupado en señal de protesta desde que el presidente Manuel Zelaya fue depuesto por un golpe de Estado el pasado 28 de junio.

Una juez penal de Tegucigalpa decretó auto de prisión contra los activistas, pero les concedió "una medidas sustitutivas solicitadas por el Ministerio Público", indicó a la prensa el fiscal Luis Echeverría. Además de mantenerse recluidos en sus viviendas, los acusados tendrán que presentarse a firmar periódicamente ante el juzgado, precisó el funcionario.

"Ellos van para su casa de habitación en virtud de que muchos de ellos han presentado que están enfermos o son de fuera de la ciudad y el Ministerio Público, viendo todas estas situaciones y el tipo de delito, pidió las medidas cautelares", añadió.

Los campesinos se habían declarado en huelga de hambre desde el sábado exigiendo un juicio justo y la restitución del presidente Zelaya, así como la protección de miles de expedientes que son tramitados por el INA con trámites para la titulación de tierras adjudicadas a agricultores pobres.