•   WASHINGTON  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El padre de Falcon Heene, un estadounidense de seis años de quien se temía que hubiera subido accidentalmente a un globo experimental este jueves, intentó hoy evitar una polémica luego de que su hijo diera a entender que la aventura había sido montada.

"No tengo nada para vender. No estoy haciendo publicidad por algo de dinero", señaló Richard Heene, el padre de Falcon, en una entrevista con la cadena de televisión ABC desde su casa de Colorado. Heen respondía a sus detractores que lo acusan de haber puesto en escena la odisea de su hijo, quien ayer tuvo a Estados Unidos sin aliento.

Falcon Heen estaba escondido en el garage de su casa, cuatro horas después de que su hermano declarara a la Policía que había salido volando por accidente en un globo experimental fabricado por su padre. Irónicamente fue Falcon, el protagonista de la historia, quien sin querer desató la polémica que su padre luego intentó contener.

Anoche, en el programa "Larry King Live" de la cadena CNN, el niño exclamó: "Todo esto fue por el espectáculo". Consultado sobre esta frase de su hijo, Richard Heen respondió: "Me repugna que se pueda insinuar" que el asunto fue totalmente montado.

Tras las declaraciones del menor, su familia será interrogada por detectives. El comisario del condado de Larimer, Jim Alderden, afirmó que aunque la policía estaba convencida de que el suceso que atrapó ayer la atención de los medios estadounidenses era completamente legítimo, un grupo de oficiales buscará más aclaraciones sobre "la aventura". "Por supuesto que con las declaraciones de anoche esperamos volver a interrogar a la familia y explorar la posibilidad de una broma para dar con el fondo de esto y resolverlo de alguna manera", aseveró Alderden.