•   WASHINGTON  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Estados Unidos no tiene intenciones de permanecer a largo plazo en Afganistán y considera que el presidente afgano, Hamid Karzai, podría mejorar su desempeño, manifestó hoy la secretaria de Estado, Hillary Clinton. "No nos interesa quedarnos en Afganistán. No tenemos intereses a largo plazo. Queremos que eso quede bien claro", enfatizó Clinton a la cadena ABC, en momentos en que el presidente Barack Obama debe anunciar su estrategia para ese país, que podría incluir el envío de decenas de miles de efectivos militares refuerzos.

Por otra parte, precisó que Washington espera que Karzai establezca un tribunal anticorrupción y advirtió que el desbloqueo de los millones de dólares de los contribuyentes estadounidenses está supeditado a la constatación de progresos en ese terreno. "Debe tomar medidas contra los que se aprovecharon del dinero enviado a Afganistán en los últimos ocho años, para poder hacer un mejor seguimiento y haya acciones que demuestren que para los corruptos no hay impunidad", señaló Clinton. "Creemos que el presidente Karzai y su gobierno pueden hacerlo mejor. Le hicimos llegar ese mensaje" antes de asumir su nuevo mandato en Kabul, agregó.

La administración de Obama intenta contrarrestar las denuncias de la oposición republicana, que asegura que el presidente titubea a la hora de actuar como comandante en jefe y tomar decisiones difíciles. "Nuestra misión es derrotar a Al Qaida. Esa ha sido una meta clara y una misión anunciada del presidente desde que en la primavera boreal pasada se comprometió a enviar tropas adicionales" con el gobierno de Kabul, puntualizó la jefa de la diplomacia estadounidense. "Consideramos que los propios afganos deben ayudar para defenderse de los talibanes".

En ese sentido, Clinton aprovechó para destacar que la visión de Obama es muy diferente a la de su predecesor, George W. Bush (2001-2009), cuyo gobierno había prometido llevar la democracia a las regiones más conflictivas del planeta. "Estos no son los días en que la gente venía a los programas televisivos a hablar de cómo íbamos a ayudar a los afganos a construir una democracia moderna y a implementar un Estado más funcional y todas esas cosas maravillosas", afirmó.