•   BRUSELAS  |
  •  |
  •  |
  • AFP

La UE ofrecerá más de 420 millones de euros (unos 600 millones de dólares) para ayudar a corto y largo plazo a la población haitiana afectada por el sismo y podría decidir el envío de unos 150 gendarmes para contribuir en los esfuerzos de seguridad.

Al término de una reunión de ministros europeos de Desarrollo en Bruselas, los 27 prometieron desbloquear inmediatamente 122 millones de euros en concepto de ayuda humanitaria para socorrer a la población hambrienta y desesperada tras el terremoto del pasado martes que dejó al menos 70.000 muertos. Al mismo tiempo, aprobaron una ayuda de 107 millones de euros que servirá para la rehabilitación de infraestructuras a corto plazo y la construcción de refugios. Otros 200 millones serán destinados a largo plazo a la reconstrucción del país caribeño y en especial de la región de Puerto Príncipe.

"Hemos querido mandar una señal de solidaridad" a los haitianos, declaró en rueda de prensa el ministro español de Asuntos Exteriores, Miguel Angel Moratinos, cuyo país ocupa la presidencia semestral del bloque. Con este paquete de ayuda, se podrán "iniciar las tareas inmediatas de asistencia urgente" y a la vez los trabajos para "mirar el futuro de Haití con esperanza", agregó el ministro.

La ayuda totalizará exactamente 429 millones de euros, de los cuales 92 millones serán aportados por los Estados miembros de la UE y el resto por la Comisión Europea, que dispone del presupuesto más importante del mundo para ayuda al desarrollo. Moratinos señaló además que los seis países que integran la Fuerza de la Gendarmería Europea -Francia, España, Italia, Portugal, Holanda y Rumania- están dispuestos a enviar entre "140 y 150 efectivos" a Haití, en respuesta a una petición en este sentido de Naciones Unidas.

"Debemos esperar a que nos llegue esta tarde la solicitud formal de la ONU" antes de decidir el envío de este contingente, que contribuiría a frenar la inseguridad que se ha apoderado del pequeño país caribeño con saqueos y pillajes, aseveró.

La cifra barajada por la UE contrasta significativamente con los 10.000 soldados que Estados Unidos envió a Haití para colaborar con la ONU en las tareas de asistencia humanitaria e imponer la seguridad.

Al margen de la contribución europea, los ministros abordaron la coordinación de los esfuerzos internacionales y apoyaron la idea de celebrar una conferencia que reúna a los principales actores, al margen de la cita de donantes que ya fue convocada por Canadá, el próximo 25 de enero en Montreal.

La jefa de la diplomacia de la UE, Catherine Ashton, indicó que abordaría "dónde y cuándo" organizar esa cita durante sus encuentros el miércoles en Washington con la secretaria de Estado estadounidense, Hillary Clinton, y responsables de la ONU. Paralelamente, la vicepresidenta del gobierno español, María Teresa Fernández de la Vega, en nombre de la Unión Europea, se encontraba hoy en República Dominicana y mañana viajará a Brasil con el fin de "involucrar" en los esfuerzos de asistencia "al máximo número de actores", declaró Moratinos.

El presidente de República Dominicana, Leonel Fernández, recibía hoy en Santo Domingo, junto a su homólogo haitiano René Preval, a representantes de varios países y organizaciones en una iniciativa paralela para preparar la reunión de Montreal.