•  |
  •  |
  • END

TEGUCIGALPA /AFP

El presidente electo hondureño Porfirio Lobo, quien prometió permitir la salida del país del derrocado mandatario Manuel Zelaya, recibió este jueves del Tribunal Supremo Electoral su credencial como próximo gobernante de Honduras en una ceremonia pública.

El Tribunal entregó las credenciales a Lobo, a tres vicepresidentes, 128 diputados titulares e igual número de suplentes, y a 20 representantes al Parlamento Centroamericano, así como a las alcaldías de 298 municipios.

Todos ellos fueron elegidos en los comicios del 29 de noviembre, realizados bajo el régimen de facto de Roberto Micheletti, y que no han sido reconocidos por la mayor parte de la comunidad internacional.

Micheletti gobierna desde el golpe de Estado del 28 de junio de 2009 que derrocó a Zelaya.

Nuevo presidente del Congreso

Lobo informó que el diputado Juan Orlando Hernández, de su mismo Partido Nacional (PN, derecha), será el nuevo presidente del Congreso en el periodo 2010-2014, tras ser escogido por su bancada, que domina la nueva legislatura.

Los 71 diputados del PN se reunieron la noche del miércoles y escogieron a Hernández entre cuatro candidatos como presidente del Congreso, integrado por 128 diputados de cinco partidos.

“La decisión la tomó la bancada, se reunió la bancada y tomaron una decisión unánime” para designar a Hernández, dijo Lobo a los periodistas.

Lobo, quien asumirá el poder el próximo miércoles, ha prometido un gobierno de “unidad y reconciliación” y otorgar un salvoconducto que permitirá salir del país a Zelaya, refugiado en la embajada de Brasil desde hace cuatro meses, cuando regresó subrepticiamente del exilio.

Lobo asumirá el 27 de enero, día en que finaliza, Zelaya, su mandato de cuatro años.

A la ceremonia de entrega de credenciales, efectuada en el salón de una iglesia, asistieron más de 400 personas.