•   GUATEMALA  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Guatemala, que aún no se ha recuperado del paso destructor de la tormenta tropical Agatha, que dejó 275 muertos y desaparecidos y miles de damnificados, vuelve a estar bajo la amenaza de la formación de un nuevo ciclón en el Pacífico.

Un sistema de baja presión ubicado cerca del Golfo de Tehuantepeque, México, "continúa mostrando señales de organización", comentó el vocero de la estatal Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres (Conred), David de León. El portavoz asegura que la imagen satelital registrada hoy advierte que existe una "probabilidad de un 60% que este sistema se pueda convertir en un ciclón tropical", mientras se mueve lentamente hacia el oeste-noroeste de México.

Por ello se esperan fuertes lluvias en el Pacífico mexicano que podrían afectar a Guatemala, muy vulnerable a deslizamientos e inundaciones tras el paso devastador de Agatha a finales de mayo pasado. Ante los pronósticos meteorológicos y para evitar mayores tragedias, la Secretaría Ejecutiva de Conred ha pedido a sus delegaciones que se preparen "para cualquier eventualidad".

El Instituto Nacional de Sismología, Vulcanología, Meteorología e Hidrología (Insivumeh) explicó que el sistema de baja presión favorece la "formación de fuertes lluvias con actividad eléctrica en todo el territorio nacional durante las próximas 24 horas".

Atentos a información oficial
Debido a esta situación se "recomienda mantener la calma y estar atentos a cualquier información oficial, evitando la especulación y los rumores". También exhorta a la población a tener precaución ante crecidas repentinas de ríos y quebradas, así como la posibilidad de deslizamientos, especialmente en zonas de laderas o con mal drenaje.

Esta amenaza se produce después de que el país fuera azotado por Agatha y las entidades encargadas de hacer el recuento de los daños materiales que causó -Banco Mundial, Banco Interamericano de Desarrollo y Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL)- todavía no han concluido sus estudios. No obstante, el presidente Alvaro Colom estimó en unos 1.000 millones de dólares lo necesario para reconstruir el país, para lo cual propuso la creación de un nuevo impuesto a las transacciones bancarias, propuesta que de inmediato fue rechazada por la cúpula empresarial guatemalteca.

El país todavía se encuentra bajo alerta naranja después del paso de Agatha, la primera tormenta tropical que se formó este año en el litoral Pacífico. Según datos oficiales, 18.626 personas damnificadas por las lluvias aún siguen alojadas en 184 albergues habilitados en todo el territorio nacional.