•   PESHAWAR  |
  •  |
  •  |

Socorristas y soldados luchaban en el noroeste de Pakistán para rescatar a miles de personas afectadas por las peores inundaciones de que se tenga memoria en este país, mientras el balance de muertos ascendía a 800. Otras 150 persones son dadas por desaparecidas, se precisó.

Cientos de hogares y vastos campos de cultivos fueron destruidos en el noroeste y el Cachemira paquistaní. La principal vía hacia China quedó destruida y hay muchas aldeas completamente aisladas mientras que las lluvias producidas por el monzón causan inundaciones y deslizamientos de tierras.

Las Naciones Unidas informaron que al menos un millón de personas han sido afectadas por las inundaciones, y al menos 45 puentes destruidos en los alrededores de la provincia de Kyber Paktunkhwa.

"Estas son las peores inundaciones en la historia de la provincia", indicó el ministro de Información local Mian Iftijar Hussain. "El balance de muertos en las inundaciones y en otros incidentes relacionados con las crecidas ha aumentado a 800 en toda la provincia", añadió.

Unas 600.000 resultaron damnificadas debido a las inundaciones y avalanchas provocadas por las torrenciales lluvias del monzón, informaron las autoridades. "Por lo menos 600.000 personas fueron afectadas por las inundaciones y el número debería aumentar, pues el agua continúa aumentando en Peshawar, Nowshera y Charsada", indicó.

Swat, Shangla y Peshawar estaban cortadas del resto del país por la subida de las aguas. Según la prensa estatal, la autopista Karakoram que une Pakistán con China se cerró cuando las crecidas provocadas por la lluvia inundaron un puente en el distrito de Shangla.

Precipitaciones excepcionales de 321 milímetros cayeron en el noroeste en las últimas horas, según los servicios meteorológicos paquistaníes, que anuncian calma para los próximos días.

La provincia de Khyber Pakhtunkhwa (ex provincia fronteriza del noroeste, NWFP), donde muchas comunidades pobres viven en las montañas, fue la más afectada.