•   Washington  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El peligroso huracán "Earl" se aproxima a la costa este de Estados Unidos con vientos máximos sostenidos de 185 kilómetros por hora, mientras sus bandas externas de lluvia empapan ya las pequeñas islas de Carolina del Norte, informaron los meteorólogos. "Earl" sigue perdiendo fuerza, pero se mantiene como un ciclón de categoría 3 que puede causar graves daños, advirtió el Centro Nacional de Huracanes (CNH) de Estados Unidos en su boletín de las 21.00 GMT.

Los vientos con fuerza de huracán llegarán a la costa de Carolina del Norte esta noche, en su desplazamiento hacia el norte del país, según el CNH. El ojo del huracán, el segundo más intenso de la actual temporada del Atlántico, se encuentra a unos 300 kilómetros al sur de Cabo Hatteras, en Carolina del Norte, y a 1.080 kilómetros al sur-suroeste de Nantucket (Massachusetts), en la latitud 32,5 grados norte y longitud 75,2 grados oeste.

Ojo del huracán tocará Nueva Inglaterra
Se desplaza hacia el norte a 30 kilómetros por hora y se pronostica para mañana un giro hacia el norte-noreste con un aumento en la velocidad de traslación. En esa trayectoria el ojo del huracán pasará cerca de las islas de Carolina del Norte esta noche y se aproximará mañana al sureste de Nueva Inglaterra.

Los vientos huracanados se extienden a 110 kilómetros desde su centro, mientras que los vientos con fuerza de tormenta tropical tienen un alcance de 335 kilómetros. Se pronostican marejadas ciclónicas con "grandes y destructivas olas rompientes" que pueden ocasionar resacas y corrientes peligrosas.

El Centro Nacional de Huracanes de Canadá ha emitido una vigilancia de ciclón (paso del sistema en 48 horas) para Nova Escocia, desde Medway Harbur hasta Digby, y una vigilancia de tormenta tropical desde Ecum Secum hasta Medway Harbur y desde Digby hasta Fort Lawrence. También está vigente una vigilancia de tormenta tropical en la frontera entre Canadá y Estados Unidos. Se mantiene un aviso de huracán para la ensenada de Bogue hacia el norte hasta la frontera con Virginia, incluyendo Pamlico y Alabemarle Sounds.

Permanece activada una vigilancia de huracán (paso del sistema en 48 horas) para el norte de la frontera de Carolina del Norte y Virginia hasta Cabo Henlopen, en Delaware, y desde Westport a Plymouth, en Massachusetts, incluyendo Marthas Vineyard y Nantucket.

Un aviso de tormenta tropical está vigente desde Cabo Fear hacia el oeste de la ensenada de Bogue y desde la frontera entre Carolina del Norte y Virginia hasta Sandy Hook, en Nueva Jersey, incluyendo el sur de Delaware Bay y la bahía Chesapeake. Se mantiene la vigilancia de tormenta desde Sandy Hook, en New Jersey, hasta Woods Hole, en Massachusetts, incluyendo Block Island y Long Island Sound. También en la costa de Long Island, en el oeste de Nueva York, y Puerto Jefferson. De igual modo, se mantiene la vigilancia desde el norte de Plymouth hasta el puerto este de Maine, incluida la costa de Nova Escocia, desde Puerto Maitland hasta el puerto de Medway.

Tormenta "Fiona" tocará pronto las Bermudas
Mientras tanto, la tormenta "Fiona" mantiene vientos máximos sostenidos de 85 kilómetros por hora. "Fiona" se halla a 760 kilómetros al sur-suroeste de las Bermudas y los meteorólogos esperan que pase cerca de estas islas mañana por la noche o en la madrugada del sábado.

Se ha emitido un aviso de tormenta para las islas Bermudas. "Gastón", por su parte, se transformó en una baja presión cerca de la latitud 13,5 grados oeste y longitud 39,5 grados oeste, a 1.635 kilómetros al sur de las islas de Cabo Verde y a 2.355 kilómetros al este de las Antillas menores. Sus vientos alcanzan los 45 kilómetros por hora.

La temporada de huracanes del Atlántico comienza el 1 de junio y finaliza el 30 de noviembre. Hasta el momento este año se han formado siete tormentas tropicales, incluyendo a "Gastón", y tres huracanes, dos de ellos "Danielle" y "Earl", de categoría 4 en la escala Saffir-Simpson, de un máximo de cinco.

La Administración Nacional de Océanos y Atmósfera de Estados Unidos (NOAA, por su sigla en inglés) actualizó su pronóstico y vaticinó la formación de 14 a 20 tormentas y de 8 a 12 huracanes, que pueden afectar a Estados Unidos, el Caribe, Centroamérica y el Golfo de México. Los meteorólogos vaticinaron que será una temporada "muy activa" porque, de esos huracanes, entre cuatro y seis podrían ser de gran intensidad, con vientos superiores a los 177 kilómetros por hora.