•   BOGOTÁ  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El jefe militar de las FARC, "Mono Jojoy", murió "por aplastamiento", dado que el búnker en el que se refugiaba "se le cayó encima" a causa de las "siete bombas" que se lanzaron contra él, explicó hoy el comandante de las Fuerzas Militares de Colombia, el almirante Edgar Cely. "Lo que sí sabemos es que murió por aplastamiento, su búnker le cayó encima", declaró Cely en una entrevista con Caracol Radio en la que también precisó que el "Mono Jojoy" falleció el pasado jueves en la "Operación Sodama", que comenzó a las 02.00 de la madrugada (07.00 GMT) de ese mismo día.

Según Cely, "en esta ocasión, los astros se alinearon", porque en la zona donde fue abatido el jefe militar de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), en las selvas del sur del país, "normalmente hay nubes muy bajas", pero "ese día había buena luna, con buena luz, (y) estaba totalmente despejado".

La muerte de Víctor Julio Suárez Rojas, alias "Jorge Briceño Suárez" o "Mono Jojoy", fue el mayor golpe a las FARC en sus 46 años de existencia, según el presidente colombiano, Juan Manuel Santos, quien dijo este domingo que su país está ante "el principio del fin" de la guerrilla más antigua de América Latina.

Junto con "Jojoy" murieron al menos otros siete guerrilleros, confirmó hoy el comandante de las Fuerzas Militares colombianas, de los que aún quedan cuatro por identificar.

Ubicación de "Jojoy" no se logró por un GPS
Cely negó hoy que "Jojoy" tuviera un tiro en la cabeza y también que su ubicación se lograra gracias a unas botas a las que se les había colocado un GPS o sistema de posicionamiento global. "Eso es parte de una novela de ciencia ficción", sostuvo el almirante al destacar que la ubicación del búnker donde estaba el "Momo Jojoy" fue posible gracias a la información de inteligencia recabada durante varios meses y al "trabajo valiente" de personal de la Policía Nacional.

Al respecto, confirmó que un sargento de la Policía que se infiltró durante más de dos años en las FARC fue clave para la planificación de "Sodoma", porque consiguió información muy valiosa gracias a la relación que entabló con una guerrillera de uno de los anillos de seguridad del "Mono Jojoy". Añadió que entre 10 y 20 guerrilleros desmovilizados aportaron también información, al subrayar que las FARC están en una etapa de "desmoronamiento" y mucha de la gente que decide abandonar sus filas "sale muy resentida, muy dolida".

Las FARC "se están desintegrando por dentro. Hay unas fracturas que han permitido que podamos penetrar" en ellas, comentó en la misma línea el director de la Policía, el general Óscar Naranjo, en una entrevista que publica hoy el diario El Tiempo.

Naranjo reveló que se va a pagar una recompensa de 5.000 millones de pesos (más de 2,7 millones de dólares) "a por lo menos cuatro fuentes" humanas que permitieron ubicar el escondite de "Jojoy". De acuerdo con cifras ofrecidas por Cely, en lo que va de 2010, han muerto en combates 342 combatientes de las FARC, se han desmovilizado 1.087 y otros 485 afrontan procesos judiciales.