•   GUATEMALA / AFP  |
  •  |
  •  |
  • END

El presidente de Guatemala, Álvaro Colom, conformó ayer lunes una comisión que investigará “cómo fue posible” que científicos de Estados Unidos hayan infectado a unos 1.500 guatemaltecos con enfermedades de transmisión sexual entre 1946 y 1948.

“El objetivo de la Comisión es llegar a la verdad de los hechos. Se tratará de determinar cómo fue posible que esto ocurriera y quiénes fueron las víctimas, así como las secuelas y a los presuntos responsables”, dijo el secretario de Comunicación Social de la Presidencia, Ronaldo Robles.

El grupo estará conformado por el propio Colom, el vicepresidente, Rafael Espada, así como por los ministros de Salud, Ludwig Ovalle; Interior, Carlos Menocal; Defensa, Abraham Valenzuela; representantes del Colegio de Médicos de Guatemala y Robles. El presidente del Colegio de Médicos, Carlos Mejía, dijo que en primer lugar propondrá una “ruta crítica de investigación”, por medio de la cual se evaluarán las fuentes de información disponibles en Guatemala y Estados Unidos, y se pedirá copia de los documentos.

“Se trató de un estudio muy delicado, con experimentos tan similares a los de los nazis, que seleccionaron a poblaciones en desventaja para tomar decisiones. Hay que conocer el grado de conocimiento sobre el estudio que tenía el poder Ejecutivo y Legislativo” en la época, sostuvo Mejía.

Los experimentos en humanos realizados por estadounidenses en Guatemala salieron a luz hace unos días por una investigación de la doctora Susan Reverby, del Wellesley College, quien descubrió los documentos en archivos del doctor John Cutler (fallecido en 2003), a cargo de los ensayos.

Cutler dirigió entre 1946 y 2948 investigaciones sobre reacciones de medicamentos contra la sífilis, gonorrea y otras enfermedades de transmisión sexual, inoculándolas a unos 1.500 guatemaltecos, sin que ellos lo supieran, para observar sus efectos.

Dos políticos guatemaltecos que ocuparon altos cargos en la década de 1940 afirmaron, en declaraciones publicadas este lunes, que desconocían que científicos estadounidenses realizaron tales experimentos en el país.

“En ese momento no se conoció nada de ese tema. Por aquel tiempo había mucha cooperación de Estados Unidos en Guatemala, pero nunca se conoció de semejante barbaridad”, dijo Oscar Barrios Castillo, quien era presidente del Congreso en esa época, al Diario de Centro América (oficial).

“Es un hecho indignante. La administración gubernamental no tuvo información acerca de estos estudios”, declaró al rotativo Alfonso Bauer Paiz, quien era ministro de Economía y Trabajo en esos años.

El viernes, la secretaria de Estado estadounidense, Hillary Clinton, pidió disculpas a Guatemala por esta acción, mientras que el presidente, Barack Obama, llamó a Colom con el mismo fin.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus