•   BRUSELAS  |
  •  |
  •  |
  • AFP

La justicia belga desmanteló hoy una red islamista sospechosa de preparar un atentado en el país, con la detención de once personas en Bélgica, Holanda y Alemania, en un momento en que los temores de actos terroristas aumentan en Europa.

"Se trataba de planes para cometer un atentado en Bélgica por un grupo terrorista internacional que utilizaba con este objetivo el portal internet extremista Ansar Al Mujahideen", indicó la fiscalía federal en un comunicado. La justicia belga precisó que dirigía desde fines de 2009 una investigación internacional sobre una red sospechosa, la mayoría de cuyos miembros vivía en Amberes, la ciudad portuaria al norte de Bélgica.

El objetivo de ese eventual atentado "no fue especificado", pero había elementos suficientes para llevar a cabo la operación de detenciones, según la fiscalía belga.

La justicia belga anunció además una "quincena" de detenciones en Bruselas en los círculos islamistas, relacionadas con otro caso "terrorista" diferente del proyecto de este atentado frustrado. Estos detenidos son "sospechosos de pertenecer a un grupo activo en el reclutamiento y el envío de candidatos yihadistas hacia Irak o Afganistán" según otro comunicado de la fiscalía belga.

Capturas en Alemania y Holanda
La mayoría de las detenciones en el marco de la primera operación se produjeron esta mañana en varios barrios de Amberes, una ciudad que cuenta con importantes comunidades judía y musulmana. Las demás detenciones se llevaron a cabo en Alemania y Holanda, según la justicia belga.

"Varias personas fueron arrestadas en Amsterdam", confirmó Judith Sluiter, portavoz de los servicios del coordinador nacional contra el terrorismo (NCTB) de Holanda, sin dar mas detalles. Las personas detenidas son "de nacionalidad belga, holandesa, marroquí o rusa (de origen checheno)", precisó la fiscalía federal belga, que indicó que "varias personas más habían sido detenidas en España, en Marruecos y en Arabia Saudita", en el marco de esta misma investigación.

Sospechosos de haber financiado "organización chechena"
Además de preparar el atentado, los detenidos son sospechosos de haber reclutado a candidatos "yihadistas" y haber financiado una "organización chechena, el Emirato del Cáucaso", según la misma fuente. Uno de los detenidos es un ruso de 31 años, sospechoso de reclutar combatientes para Chechenia. Fue arrestado en Aquisgrán (oeste de Alemania), anunció el martes la policía alemana.

"Un hombre ruso de 31 años fue detenido cerca de Aquisgrán. Pesaba sobre él una orden de detención emitida por Bélgica. Es sospechoso de haber reclutado a jóvenes para combatir en Chechenia", indicó un portavoz de la policía criminal. Pese a esta operación, Bélgica "no decidió implementar medidas de seguridad suplementarias", explicó un responsable del ministerio de Interior. En Holanda tampoco se piensa elevar el "nivel de riesgo de amenazas terroristas" que se mantiene en "limitado", según las autoridades de La Haya.

No obstante, los servicios de inteligencia daneses informaron hoy de "indicios renovados" según los cuales "grupos terroristas basados en el extranjero buscarían enviar terroristas a Dinamarca para cometer atentados". Varias alertas han reforzado en las últimas semanas los temores de atentados en Europa. Dos paquetes bomba destinados a Estados Unidos y enviados desde Yemen pudieron explotar en pleno vuelo el mes pasado si no hubieran sido interceptados en aeropuertos de Dubái y Gran Bretaña.

La cúpula del Reichstag (Parlamento) en Berlín, que según algunos medios sería objetivo de los proyectos de atentado, está cerrada al público desde ayer. El ministerio alemán del Interior precisó que las recientes amenazas que llevaron a reforzar la presencia policial en los lugares públicos del país no estaban vinculadas con la investigación belga.