Tatiana Rothschuh
  •   NUEVA YORK / AFP  |
  •  |
  •  |
  • END

La ONU anunció que confía en que los Estados miembro respeten la inmunidad de sus funcionarios, dijo el domingo uno de sus portavoces tras la revelación por el sitio de internet WikilLeaks de documentos de Estados Unidos en los que se ordena a sus diplomáticos que se espíe a la organización.

“La ONU no se encuentra en posición de comentar sobre la autenticidad del documento que solicita información sobre sus funcionarios y sus actividades”, dijo un portavoz de la organización a través de un comunicado.

Un documento secreto enviado a diplomáticos en nombre de la secretaria de Estado, Hillary Clinton, en julio de 2009 ordena que se obtengan los detalles técnicos de los sistemas de comunicación de los principales funcionarios de la ONU, indica el diario británico The Guardian.

The New York Times indica que un cable firmado por Clinton requiere a sus funcionarios en la ONU que obtengan “información biográfica y biométrica de los principales diplomáticos de Corea del Norte”.

The Guardian agrega que la orden también apuntaba a la recolección de datos del secretario general Ban Ki-moon, en especial sobre “su estilo de gerenciamiento y toma de decisiones al igual que su influencia sobre el secretariado”.

Washington también solicita los números de tarjetas de crédito, direcciones de correo electrónico, números de teléfono, fax e incluso los números de la cuentas de pasajero aéreo frecuente de jerarcas de Naciones Unidas.