•   SAO PAULO  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Lluvias torrenciales dejan un saldo de por lo menos 10 muertos en Sao Paulo, agravando una temporada lluviosa que ya hizo víctimas en el sudeste de Brasil y que afecta principalmente a los habitantes de los barrios más pobres.

El número de víctimas fue divulgado por el Cuerpo de Bomberos de Sao Paulo, que añadió que otras tres personas continúan desaparecidas. Deslizamientos de lodo en las favelas al norte de la ciudad fueron responsables de la mayoría de las víctimas fatales.

En uno de los casos, una mujer y su hija perecieron cuando su vivienda fue destruida por un deslizamiento. En otro incidente, un hombre que vivía en las calles fue arrastrado por las aguas que bajaban con fuerza por una avenida, y pereció ahogado.

Situación "caótica"
La cadena de TV Globo definió hoy la situación en la ciudad como "caótica", y mostró imágenes de ríos desbordados que provocaron gigantescos congestionamientos de tránsito, que en determinadas áreas se extendieron por varias horas. Así era posible ver personas abandonando sus automóviles semisumergidos y vecinos caminando con el agua por la cintura. Un autobús repleto de pasajeros esperaba la llegada de socorro.

En la zona norte de la ciudad, un deslizamiento de tierra arrastró prácticamente a toda una parte de un pequeño cerro, arrastrando árboles a su paso y destruyendo una casa donde perecieron dos personas.

El verano en el hemisferio sur normalmente provoca lluvias en Sao Paulo ante el aumento de la humendad, pero un frente frío que llegó a la región en la tarde del lunes generó lluvias más pesadas y prolongadas, causando la destrucción en la noche.

Las víctimas fatales identificadas por el Cuerpo de Bomberos de Sao Paulo se suman a las seis muertes registradas la semana pasada, y las más de 20 en todo el sudeste de Brasil desde que comenzó la temporada de lluvias, en noviembre pasado. En total, ya fallecieron por lo menos 40 personas en ese período, de acuerdo con datos oficiales: 19 en Sao Paulo, 16 en Minas Gerais y 5 en Espírito Santo. Más de 30.000 personas fueron forzadas a abandonar sus casas y buscar refugio con familiares o abrigos públicos.

125 áreas están inundadas
La Compañía de Almacenes Generales de Sao Paulo, entidad que administra enormes galpones de almacenamiento de alimentos, informó que tuvo que cerrar uno de los enormes depósitos a causa del desborde de un río próximo. En tanto, el Centro de Control de Emergencias de Sao Paulo anunció que 125 áreas se encontraban inundadas en la ciudad.

La entidad informó también que las precipitaciones que cayeron sobre Sao Paulo en la noche del lunes al martes equivalían a lo que recibe normalmente en más de una semana. Desde el inicio de año ya llovió casi el total esperado para todo el mes de enero.

Los especialistas del Centro informaron que el frente frío se movía hacia el norte, en dirección a Rio de Janeiro, pero que el tiempo continuaría inestable en Sao paulo, con previsión de más lluvias aunque no tan intensas como las de la noche del martes. "Los riesgos de inundaciones y deslizamientos se mantiene altos, dado que el piso está saturado" de agua", alertó la entidad.

De acuerdo con el diario O Estado de Sao Paulo, 473 personas fallecieron en todo Brasil durante 2010 a causa de lluvias torrenciales e inundaciones, y que 7,8 millones de personas resultaron afectadas.