elnuevodiario.com.ni
  •   MADRID  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El presunto colaborador de ETA detenido el martes en Francia, Iraitz Guesalaga, considerado el responsable de informática, viajó varias veces a Venezuela, donde se reunió con el presunto etarra Arturo Cubillas y dio cursos a miembros de las FARC, indicó a un juez español.

Guesalaga, de 27 años, detenido en Ciboure (sur de Francia), ha "estado por lo menos en dos ocasiones en Venezuela, y una de ellas instruyendo al responsable del colectivo de huidos de la banda terrorista ETA en ese país, en el manejo de varios programas informáticos", según un auto emitido este viernes por la justicia española.

"En esos viajes" --uno de ellos entre el 11 de septiembre y el 11 de octubre de 2008--, "Guesalaga se trasladó a la zona de la selva donde mantuvo encuentros con refugiados de ETA y miembros de las FARC, a quienes impartió cursos sobre encriptación de archivos informáticos", según el juez Fernando Grande-Marlaska.

En el viaje detallado con fecha, él y su novia "estuvieron junto a Arturo Cubillas Fontán", el presunto miembro de ETA cuya detención y extradición pidieron las autoridades españolas a Venezuela.

"Iraitz el informático"
La justicia española considera a Cubillas "responsable del colectivo de ETA en esa zona de América desde el año 1999" y el encargado de "coordinar las relaciones con las FARC", la guerrilla colombiana.

Por ello Guesalaga, que en el auto se describe como "Iraitz el informático" y está "pendiente de entrega (a España) por las autoridades judiciales francesas" tras su detención, tiene un "patrimonio incriminatorio relevante sobre su integración en la organización terrorista ETA", según el juez de la Audiencia Nacional, principal instancia judicial española.

El ministerio español del Interior ya indicó el martes que Guesalaga era el "responsable de la informática" de la organización independentista armada vasca y que preparaba "programas de criptografía" para ocultar los datos de ETA.

La novia de Guesalaga, Itxaso Urteaga, de 21 años, que fue detenida también el martes, en Zarauz (norte de España), quedó este viernes en "libertad provisional" por orden del juez Grande-Marlaska, que estimó que "únicamente consta que acompañó en una sola ocasión a Iraitz a Venezuela" y "carece" de conocimientos informáticos.

Pero queda imputada por un delito de "integración" o "colaboración" terrorista, según el mismo auto del juez.

Cubillas vive en Venezuela, tiene la nacionalidad venezolana y ocupa un cargo en un ministerio de ese país.

Forma parte de los 12 miembros de ETA --seis de los cuales están en Venezuela--, y de la guerrilla colombiana de las FARC cuya captura pidió en marzo de 2010 la justicia española en el marco de una investigación sobre las supuestas relaciones entre estos dos grupos armados, que pudieron contar con la "cooperación gubernamental" venezolana, lo que las autoridades de Venezuela niegan.