•   Argel  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Tres hombres de edades comprendidas entre los 35 y 43 años y padres de familia rociaron hoy sus cuerpos con carburante y se prendieron fuego en Argelia, para protestar contra su situación laboral, informa la edición electrónica del diario El Watan.
       
El suceso se registró en la localidad de Isseers, en la provincia de Boumerdes en la Cabilia argelina, delante de las oficinas de la dirección de una empresa dedicada a la fabricación de algodón y en la que habían trabajado los tres suicidas, quienes fueron despedidos en 2006.
       
Agentes de seguridad que se encontraban en el lugar de los hechos socorrieron a los tres hombres, que fueron trasladados a un hospital de la ciudad vecina de Bordj Menaiel, según la mencionada fuente.
       
Los tres padres de familia y una veintena de ex trabajadores de la misma empresa, han llevado a cabo una protesta en el mismo lugar durante esta semana para pedir ser readmitidos.
       
Desde mediados de enero pasado, se han registrado más de 25 casos similares, entre esos dos mujeres, en diferentes regiones de Argelia, resultando cinco personas muertas tras prenderse fuego.
       
Las personas que se inmolaron con fuego pretendían denunciar así las difíciles condiciones sociales que viven, como el desempleo y la falta de vivienda.
       
El primero de estos casos se registró en la localidad de Boukhadra, en la provincia de Tebessa, el 12 de enero pasado, cuando
Mohcen Bouterfif se roció el cuerpo con carburante y se prendió fuego, infligiéndose graves quemaduras que le causaron la muerte unos días más tarde en un hospital.