•   Santo Domingo  |
  •  |
  •  |
  • EFE

República Dominicana y Centroamérica alzaron hoy voces contra la explotación sexual comercial que sufren niños y adolescentes en la región, un delito que tildaron de "grave" y que afecta a decenas de miles de menores.

"Si hay una forma del trabajo infantil que realmente afecta la integridad física y moral de los niños, es precisamente aquella marcada por la explotación sexual", apuntó el ministro de Trabajo dominicano, Max Puig, en la apertura de un congreso subregional sobre explotación sexual comercial de niños, niñas y adolescentes.

El funcionario subrayó que "para nadie es un secreto" que la explotación sexual de menores de edad "está vinculada a diferentes crímenes y delitos como la trata y el trafico de personas y el tráfico de drogas", por lo que llamó a ampliar la colaboración para enfrentar la situación.

En iguales términos se pronunció la representante del Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef), María Jesús Conde Zabala, quien subrayó que la explotación sexual comercial de menores de edad es "un problema de una magnitud enorme".

Demandan mayor inversión en la prevención del delito
Conde Zabala abogó por la inversión de más recursos en la prevención del delito, así como en la creación de empleos dignos para los jóvenes envueltos en esta práctica, ya que, reconoció, dicha actividad representa una fuente de ingresos para las personas envueltas en ese negocio.

La representante de Unicef señaló en su intervención que si bien se ha logrado un gran esfuerzo de coordinación entre los organismos internacionales, la sociedad civil, el sector privado y las instituciones del Estado para enfrentar este delito: "tenemos que reconocer que tenemos por hay retos por delate".

A los niños y a los adolescentes, indicó, "hay que garantizarles desde el momento del nacimiento los derechos sociales, económicos, culturales, políticos y civiles" y protegerlos "ante cualquier tipo de ataque a su identificad y su seguridad física, sicológica y moral".

Se deben aprobar legislaciones a favor de los menores

En tanto, la oficial subregional del Programa Internacional para la Erradicación del Trabajo Infantil (IPEC, por su sigla en inglés), Noortje Denkess, destacó los pasos dados por República Dominicana y Centroamérica para aprobar legislaciones a favor de los niños y los adolescentes.

Asimismo, aplaudió la adopción de esos países de la hoja de ruta, una iniciativa apoyada por la Organización Internacional del Trabajo (OIT), que pretende erradicar las peores formas del trabajo infantil en 2015 y eliminarlo en 2020.

El congreso subregional sobre explotación sexual comercial de niños, niñas y adolescentes cuenta con el apoyo del Ministerio de Exteriores de Italia y de Unicef, y dará seguimiento al III Congreso Mundial contra la explotación sexual infantil celebrado en Brasil en 2008, que definió una agenda de combate a ese tipo de explotación infantil.

En la cita participan oficinas de organismos como la Organización de Estados Americanos (OEA), el Sistema de Integración Centroamericana (SICA) y la Secretaría de Integración Turística Centroamericana (SITCA).