•   Ciudad Juárez, México  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Las autoridades sanitarias locales mexicanas confirmaron hoy la reaparición del virus H1N1, también llamado gripe A, que provocó la emergencia epidémica hace dos años y que ya ha dejado dos muertos y una persona contagiada en Ciudad Juárez, fronteriza con Estados Unidos.

La Secretaría de Salud del estado de Chihuahua, al que pertenece Ciudad Juárez, confirmó hoy en una rueda de prensa una segunda muerte causada por este virus, luego de que hace días muriera un agente de tránsito, así como el contagio de otra persona que permanece estable

El secretario de Salud del estado, Sergio Piña, indicó que los estudios clínicos confirmaron la presencia del virus H1N1 en los estos tres casos.

El funcionario explicó que la segunda víctima del virus fue identificada como una mujer de 30 a 35 años quien falleció en las últimas horas.

Piña agregó que hay 25 casos sospechosos, de los cuales 13 son ambulatorios, es decir, que no están internados en algún hospital, y el resto se encuentra bajo observación médica permanente.

"Entre esos sospechosos hay tres personas cuyo estado de salud es muy delicado", dijo.

Por su parte, la Secretaría de Educación, Cultura y Deporte anunció en la misma reunión que devolverá a casa a todo alumno que llegue a la escuela con algún síntoma de enfermedad respiratoria, así se trate de un cuadro que no corresponda a la llamada "influenza humana".

Las autoridades estatales señalaron que de los casos sospechosos, 14 son mujeres y los 11 restantes varones.

El secretario de Salud federal, José Ángel Córdova, confirmó hoy a diversos medios las dos muertes y un contagiado, así como varios sospechosos que están siendo estudiados.

Explicó que a nivel nacional se ha registrado un repunte de casos de influenza estacional, pero explicó que son de tipo menos agresivo.

Córdova añadió que el brote en Ciudad Juárez podría estar asociado por con un brote de influenza en el estado de Texas (EE.UU.), debido al flujo de personas, de las cuales muchas no están vacunadas.

El ministro de Salud minimizó las cifras y aseguró que "no hay motivos para alarmarse" ni para tomar medidas como el cierre de la frontera, aunque afirmó que estarán atentas a las zonas fronterizas con Texas.

Desde abril de 2009 a junio de 2010, las autoridades mexicanas mantuvieron una alerta sanitaria para controlar la epidemia del virus H1N1, que dejó un total de 1.316 muertos y 72.548 personas contagiadas.