•   Argel/EFE  |
  •  |
  •  |

Al menos 20 heridos se registraron hoy en los enfrentamientos entre las fuerzas policiales y cerca de 600 profesores interinos que reclamaban ante la sede de la Presidencia argelina una mejora de sus condiciones laborales, informó la edición electrónica del diario "El Watan".

Los profesores, que se manifiestan desde hace varios días ante el Palacio presidencial del barrio de El Mouradia en Argel, bloquearon la calle que conduce a la misma durante cerca de una hora.

Las fuerzas policiales se contuvieron en un primer momento pero posteriormente utilizaron la fuerza para disolver a los manifestantes lo que desembocó en violentos enfrentamientos.

Al menos cuatro profesores han tenido que ser transferidos al hospital, según la misma fuente.

"Los profesores están sometidos a una terrible presión y es difícil canalizar su cólera", dijo al diario Mojtar, uno de los representantes de los docentes.

Según este representante, los profesores demandan un compromiso de parte del presidente argelino, Abdelaziz Buteflika, para abordar su problema y satisfacer sus reivindicaciones.

"No nos iremos de aquí sin un compromiso de su parte y permaneceremos bajo sus ventanas el tiempo que haga falta", aseveró.

Por su parte, la presidenta de la coordinadora de profesores, Miriam Maruf, indicó al diario electrónico "Tout sur l'Algérie" que los manifestantes pretendían reunirse con Buteflika y que, tras cortar la calle, las fuerzas policiales intervinieron "de manera violenta".

El domingo dos profesores habían intentado inmolarse quemándose a lo bonzo ante la sede presidencial para protestar contra lo que consideran el silencio de las autoridades frente a sus problemas, según informaron hoy los medios locales.

Ambos docentes -uno originario de la provincia de Adrar, en el sur de Argelia, y otro de la de Buira, en la región de la Cabilia- se rociaron de combustible, aunque sus colegas intervinieron a tiempo antes de que se prendiesen fuego.

Además de su conversión en fijos, los profesores exigen la revalorización de sus salarios y la mejora de sus condiciones de trabajo.